Cámara de Representantes avanza con paquete de $3.5 billones que incluye ciudadanía para indocumentados

Los comités podrán continuar con el diseño de los proyectos para integrarlos al plan integral que deberá pasar la prueba con la parlamentaria del Congreso; los demócratas deberán contemplar una vía que otorgue la "green card" a millones de inmigrantes

La Cámara de Representantes aprobó debatir sobre el presupuesto de $3.5 billones de dólares.
La Cámara de Representantes aprobó debatir sobre el presupuesto de $3.5 billones de dólares.
Foto: CSPAN / Cortesía

Con 220 votos a favor, la Cámara de Representantes aprobó avanzar con el proceso de Reconciliación sobre el paquete económico de $3.5 billones de dólares, impulsado por el presidente Joe Biden, el cual incluye una partida para otorgar “green card” a inmigrantes elegibles.

De este modo, los comités de ambas cámaras se enfilan a la integración del proyecto de ley que sería aprobado a través del proceso de Reconciliación presupuestal, lo cual requiere mayoría simple.

La iniciativa recibió 212 votos en contra, todos de los republicanos, aunque se temía que un grupo de demócratas, liderados por Josh Gottheimer (Nueva Jersey), intentara detener el plan, para aprobar primero el paquete de infraestructura de $1.2 billones de dólares, pero lograron un acuerdo con la presidenta de la Cámara, Nancy Pelosi (California).

El presidente del Comité de Presupuesto de la Cámara, John Yarmuth (Kentucky), ha estado a favor de avanzar con el proyecto, al considerar que hay ajustes “relativamente fáciles”, como cambios a los beneficios de Medicare y otros programas que ya existen.

El problema entre los demócratas es la creación de un programa de cuidado infantil, porque no hay una estructura para implementarlo, pero los demócratas deberán comenzar a trabajar el proyecto de ley integral y presentar avances antes del 15 de septiembre. Se espera que a finales de ese mes se ponga a votación el plan.

“Nos queda trabajar juntos, trabajar con el Senado, para redactar un proyecto de ley que preserve el privilegio de 51 votos en el Senado”, dijo Pelosi. “Así que debemos trabajar juntos para hacer eso de una manera que pase por la Cámara y pase por el Senado. Y debemos hacerlo rápidamente”.

Los demócratas en la Cámara también acordaron avanzar con la aprobación final del paquete de infraestructura de $1.2 billones de dólares, avalado por el Senado.

Un camino complejo

El 9 de agosto, el líder de la mayoría en el Senado, Chuck Schumer (Nueva York), recordó a sus compañeros de bancada que buscaba avanzar en el gran plan económico del presidente Biden en dos vías, una a través de un proyecto bipartidista de $1.2 billones de dólares y otro que requeriría aplicar la regla que permite su aval con mayoría simple.

Esa fecha fue dada a conocer una ruta de lo que el Comité de Presupuesto, presidido por Bernie Sanders (Vermont), está recomendando a los otros comités.

“Recuerde que la resolución sólo incluye instrucciones de reconciliación ‘de primera línea’ para los comités, y que cada Senador tendrá la oportunidad de moldear e influir en el proyecto de ley… final después de la adopción de la Resolución de Presupuesto”, indicó Schumer.

Los presidente de los comités tendrán reuniones virtuales regulares con cada uno de sus miembros para desarrollar la legislación que destaca inversiones en familias, como establecer Pre-K universal para niños de 3 y 4 años y un nuevo beneficio de cuidado infantil para familias trabajadoras; propone que la matrícula del Community College sea gratuita durante 2 años; extiende los apoyos fiscales, como el Crédito Fiscal por Niño hasta por cinco años; crea el primer beneficio federal de licencia familiar y médica pagada.

Se espera que el paquete esté integrado a mediados de septiembre, cuando se envíe a la parlamentaria del Congreso, Elizabeth MacDonough, quien determinará cuáles proyectos pueden contemplarse y cuáles no.

La “green card” para millones

En el “Marco del Acuerdo de Resolución Presupuestaria para el Año Fiscal 2022” se especifican los fondos destinados a cada comité y las propuestas que deberán trabajar en forma de ley, para ser integradas al proceso de Reconciliación.

En el caso del Comité Judicial, presidido por el demócrata Dick Durbin (Illinois), se destinarán $107,000 millones de dólares para distintos proyectos, incluido un plan para indocumentados.

“(Plan de) estatus legal permanente (‘green card’) para inmigrantes calificados”, dice someramente la ruta que deberán seguir los legisladores.

En el documento de “líneas prioritarias” sobre el presupuesto también menciona someramente el tema migratorio, integrado a la sección de “Infraestructura y Trabajos”.

“(El proyecto) proporciona tarjetas verdes a millones de trabajadores inmigrantes y familias”, se indica sin especificar a qué grupos se beneficiarán.

El Comité Judicial de la Cámara, presidido por el demócrata Jerry Nadler (New York), se coordinaría con su homólogo Durbin para la elaboración del proyecto de reformas.