Mujer que arrojó sopa caliente a la cara de una gerente de restaurante fue arrestada

Amanda Martínez está detenida en la cárcel del condado de Bell, Texas, por arrojarle un envase de sopa caliente a la gerente de 24 años, Jannelle Broland, furiosa porque estaba demasiado caliente

Amanda Martínez se quejó que su sopa estaba tan caliente que derritió la tapa de plástico del recipiente.
Amanda Martínez se quejó que su sopa estaba tan caliente que derritió la tapa de plástico del recipiente.
Foto: Sean Gallup / Getty Images

Una iracunda mujer de Texas captada en un video viral arrojando un envase de sopa picante a la cara de la gerente de un restaurante desprevenida, fue arrestada.

Amanda Martínez, de 31 años, fue arrestada el miércoles por la mañana y acusada de agresión en el ataque captado en video el 7 de noviembre en el restaurante mexicano Sol de Jalisco de Temple, Texas.

“No toleramos este tipo de comportamiento y mantenemos a nuestros ciudadanos en el más alto nivel”, dijo Allen Teston, subjefe de la policía de Temple, a la estación KWTX-TV.

“Si un ciudadano cree que ha recibido un mal servicio, le recomendamos que se mantenga civilizado hasta que se resuelva el problema”, agregó.

La policía dijo que Martínez recogió un pedido en el restaurante mexicano, pero estaba hirviendo cuando regresó para quejarse de que su sopa estaba tan caliente que derritió la tapa de plástico del recipiente.

La gerente del restaurante, Jannelle Broland, se disculpó con la airada cliente y le ofreció un reembolso u otro artículo del menú.

Amanda Martínez fue acusada de agresión. / Cortesía: Oficina del Sheriff del condado de Bell
Amanda Martínez fue acusada de agresión. / Cortesía: Oficina del Sheriff del condado de Bell.

“Cada vez que mencionaba un reembolso o un reemplazo de comida gratis, simplemente me interrumpía y seguía diciendo ‘Esto es jodidamente ridículo’ o ‘Mira esta mierda'”, señaló Broland, de 24 años, a Daily Mail.

“Ella no parecía querer nada, solo reprenderme”.

Pero Martínez supuestamente exigió hablar con otro gerente y finalmente estalló, arrojando la sopa picante a la atónita cara de Broland, antes de salir furiosa.

Broland dijo que “se sintió como si le hubieran rociado con gas pimienta” cuando fue golpeada por la sopa “muy picante”, pero afortunadamente no resultó gravemente herida.

“La experiencia en sí fue traumatizante y desgarradora. Sentí que mi espíritu se había roto al saber que alguien podía hacer algo tan horrible y luego reírse de ello”, expresó Broland, quien afortunadamente no tuvo heridas mayores.

El video de vigilancia en el restaurante captó el incidente y condujo a una orden de arresto para Martínez, quien estaba detenida en la cárcel del condado de Bell.

También se le ha prohibido el acceso al restaurante.

Leer más
* Texas: Con un cuchillo marcó su nombre en la frente de su novia
* Policía: Llega borracha y ataca a su madre con un crucifijo dejándola ensangrentada y con heridas en el cráneo
* Houston: Discusión por dinero termina con dos apuñalados y un hombre buscado por la policía