Más demanda de vacunas en EE.UU. cuando casos de COVID llegan a 50 millones

Lo último sobre COVID-19

El número total de casos de COVID-19 desde el comienzo de la pandemia en los Estados Unidos estaba alcanzando el martes 7 de diciembre los 50 millones.

Los casos están aumentando, tanto provocados por la variante delta como por omicron, la última cepa registrada.

Hasta el martes, la nueva variante había sido detectada en 19 estados. Al parecer, sería más contagiosa pero provocaría casos menos graves.

El resurgimiento de casos ha generado una demanda mayor de vacunas y de dosis de refuerzo (boosters). Expertos en salud pública aseguran que la vacunación masiva es la única forma de acorralar al virus y prevenir que siga mutando.

El primer caso de omicron se registró en un residente de California que regresó de Sudáfrica el 22 de noviembre y dio positivo para COVID el 29.

La persona estaba vacunada, pero no había recibido la dosis de refuerzo.

La variante omicron del coronavirus que causa COVID-19 se registró por primera vez en países del sur de Africa, y ya está presente en los cinco continentes.

La secuencia genómica se llevó a cabo en la Universidad de California en San Francisco y fue confirmada por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).

Europa

La cuarta ola de COVID-19 está pegando fuerte en Europa, en donde algunos países vuelven a registrar número de casos récord. Alemania tuvo 65,000 nuevos casos el jueves 18 de noviembre, aunque los oficiales de salud dicen que el número real de casos puede ser del triple. 

La tasa de vacunación de Alemania, actualmente de alrededor del 67% de la población, es baja en comparación con muchos otros países de la Unión Europea. La gran mayoría de las personas que actualmente ingresan en el hospital con COVID no están vacunadas.

En Holanda se reportaron 20,000 nuevos casos el miércoles 17. La misma cifra registró Francia.

Holanda y Austria han vuelto a implementar cuarentenas.  En Bélgica se ha vuelto a implementar el trabajo a distancia y el uso de máscaras en interiores. 

Austria tiene una de las tasas nacionales de infección por coronavirus más altas de Europa, y una de las tasas de vacunación más bajas de Europa occidental, con solo el 66 por ciento de la población completamente vacunada. 

Las vacunas contra COVID evitan la hospitalización y la muerte en alrededor del 90% de los casos, pero no el contagio y la transmisión del virus. Por eso es posible que haya gente vacunada que se contagie con el SARS-CoV-2 y lo pueda transmitir a otras personas, incluso si ellas también han sido inmunizadas.

Situación en Latinoamérica

Para fines de noviembre,  más del 44% de la población elegible para dosis en Latinoamérica estaba vacunada por completo contra COVID-19, la mayoría a través de dosis donadas o adquiridas a través del programa COVAX, que lidera la Organización Mundial de la Salud (OMS) para que las vacunas lleguen a las naciones en desarrollo. 

Países como Uruguay y Argentina tienen más del 60% de la población totalmente vacunada mientras otros, como Nicaragua no llegan al 10% y algunas naciones del Caribe, no superan el 20%. 

La primera semana de noviembre, la Región tuvo poco más de 800,000 nuevos casos, con 18,000 muertes, las cifras más bajas en el último año.

Vacunas infantiles

Poco más de un millón de niños de entre 5 y 11 años ya han recibido al menos su primera dosis de la vacuna de Pfizer contra COVID en los Estados Unidos. Esto representa el 3% de esta población que ahora es elegible.

Un análisis de KFF (Kaiser Family Foundation) reveló que solo el 27% de los padres planeaban estar primeros en la fila para vacunar a sus hijos. Un 30% dijo que no los vacunaría.

Johns Hopkins University creó un mapa de casos , casi en tiempo real, que también puedes ver y seguir aquí:

Qué son los coronavirus

Los coronavirus (CoV) son una amplia familia de virus que pueden causar diversas afecciones, desde el resfriado común hasta enfermedades más graves, como ocurre con el coronavirus causante del síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS-CoV) y el que ocasiona el síndrome respiratorio agudo severo (SRAS-CoV). Un nuevo coronavirus es una nueva cepa de coronavirus que no se había encontrado antes en el ser humano.

Cómo se contrae el coronavirus

Los coronavirus se pueden trasmitir de los animales a las personas (llamada transmisión zoonótica). Estudios comprobaron que el SRAS-CoV se transmitió de la civeta al ser humano y que se ha producido trasmisión del MERS-CoV del dromedario al ser humano. Además, se sabe que hay otros coronavirus circulando entre animales, que todavía no han infectado al ser humano.

Síntomas característicos

Esas infecciones suelen causar fiebre y síntomas respiratorios (tos y disnea o dificultad para respirar). En los casos más graves, pueden causar neumonía, síndrome respiratorio agudo severo, insuficiencia renal e, incluso, la muerte.

También dolor de cabeza y pérdida del gusto y el olfato.

Cómo prevenir el contagio

Las recomendaciones habituales para no propagar la infección son lavarse las manos con frecuencia y cubrirse la boca y la nariz al toser y estornudar (con el brazo, no con la mano). Se deben utilizar máscaras, especialmente en lugares cerrados. 

También se debe evitar el contacto cercano con cualquier persona que presente signos de afección respiratoria, como tos o estornudos. Cumplir con el distanciamiento social  de 6 pies (dos metros) y permanecer en casa si aparecen síntomas.

Fuentes: OMS, CDC, Johns Hopkins.