Los Warriors de Steph Curry son campeones de la NBA otra vez luego de vencer en el sexto juego a unos Celtics desmoronados

Los Warriors ganaron 103-90 para su tercer triunfo consecutivo de las Finales de la NBA contra los Celtics de Boston y así regresar al trono de la mano de Stephen Curry

Steph Curry levanta el séptimo trofeo de NBA para los Warriors.
Steph Curry levanta el séptimo trofeo de NBA para los Warriors.
Foto: Elsa / Getty Images

Los Warriors se impusieron a los Celtics en el sexto juego de la final como visitantes en el TD Garden por marcador de 103-90 para hacerse de esta manera con su séptimo campeonato de la NBA, siendo el cuarto en las últimas ocho temporadas.

A pesar de que los Celtics arrancaron de manera arrasadora con un marcador de 12-2, los Warriors nivelarían las acciones y cambiarían el destino del juego luego de un tiempo fuera clave para darle concentración al equipo.

Remontada rápida de los Warriors

Faltando tres minutos con seis segundos, los Warriors se acercaban 16-20, recortando una ventaja de 2-14 en contra y logrando un parcial de remontada de 14-6. Hasta el momento Curry solo había anotado dos puntos.

Sin embargo todo cambiaría para los Warriors y para Curry que con dos triples en “Modo Avengers” lograba la igualada y la remontada en los últimos minutos para llevar arriba a los Guerreros 27 a 22 al finalizar el primer cuarto.

Inicio del segundo cuarto y los Warriors lucían indetenibles

Rápidamente al iniciar el segundo cuarto , los dirigdos por Steve Kerr sacarían una diferencia de 10 puntos y ante esta realidad los locales pedirían un tiempo muerto que no serviría de mucho, ya que Golden State iba a estirar la ventaja en 37 a 22.

Faltando cuatro minutos con 40 para finalizar el segundo cuarto, Curry volvió a anotar para llegar a 10 puntos y poner arriba a los Warriors 47-33. La ventaja se iba a estirar por más de 20 de puntos, poco antes de finalizar el segundo cuarto los Warriors estaban ganando 54-33 y su noche nadie se las iba a quitar.

Los Warriors de Golden State se iban al descanso de la primera mitad ganando 54 a 39, con Stephen Curry y Klay Thompson con 12 puntos cada uno. Jaylen Brown se destacaba por los Celtics por 14 puntos.

Comenzaba el tercer cuarto y se abría más el camino de los Warriors

Con una ventaja relativamente cómoda de 54 a 39 a favor de los Warriors, arrancaba el tercer cuarto y la segunda mitad. Curry seguía indomable y apareciendo justo cuando Golden State más lo necesitaba, la ventaja se colocaba 72 a 50 y no había más remedio para Boston que pedir otro tiempo muerto.

Una seguidilla de triples de Curry, tenía a Golden State más cerca del objetivo, el base estrella del equipo había comenzado apagado pero se encendió en el momento preciso, ya hasta esos momentos y faltando seis minutos del tercer cuarto.

Los Boston Celtics no se rendían

Los Boston Celtics estaban acortando distancia en el tercer cuarto y el juego se pondría 74-62, con una ventaja de 23-20 en ese período. Jaylen Brown es el máximo anotador y con 23 puntos en el partido demostraba que también era un arma letal.


Último cuarto entre Celtics y Warriors

El último cuarto comenzaba con ventaja para los Warriors 78-68, con Tatum y Curry arrancando desde el banquillo al inicio del último cuarto.

Fue hasta cuando restaban 7 minutos con 37 que Kerr decidió ingresar a Stephen Curry con ventaja de 82-70 para los suyos. Por Boston, Robert Williams conseguía su quinto bloqueo de la noche aunque el resultado no les era favorable a los Celtics.

Mientras Boston parecía acercarse al colocarse a 8 puntos en el marcador, en las postrimerías del cuarto final, rápidamente los Warriors volvían a tomar ventaja de 12, una ventaja que aunque vieron en peligro nunca terminaron de ceder para lograr conquistar su séptimo anillo.

Ya a falta de 1 minuto con 35 segundos, los Warriors pasaban la centena de puntos y se imponían 101-88, una tendencia irreversible ante unos Celtics que no se rindieron pero que no pudieron superar a los de Steve Kerr.

Cabe destacar que en 2020 los Warriors terminaron la temporada siendo el peor equipo de la Conferencia Oeste y de toda la NBA. Hoy a tan solo dos años después, el equipo de Steve Kerr con paciencia pudo potenciar jugadores y darle cabida a los nuevos que pudieron retomar el camino del triunfo.

Al final el resultado sería 103-90, los Warriors de Golden State volvieron a tocar la gloria de la mano de Stephen Curry y una constelación de jugadores que lo dieron todo por su camiseta.

También te puede interesar
. “Es un gran jugador, inteligente, lo sabe hacer muy bien”: el legendario Magic Johnson halaga al mexicano Juan Toscano Anderson
. NBA: ¿Cuáles son las camisetas más vendidas y los equipos que más venden en la temporada 2022?
. “Somos el mejor equipo de la NBA”: mexicano Juan Toscano Anderson confía en que será campeón con los Golden State Warriors