Enfermera suspendida después de mantener relaciones sexuales con un paciente psiquiátrico “altamente vulnerable”

La enfermera australiana Jaclyn Stratton fue suspendida tres meses por sostener una relación íntima con un paciente con trastorno límite de la personalidad, quien amenazó con suicidarse cuando ella quiso poner fin al noviazgo

Cuando la enfermera fue entrevistada, mintió sobre la naturaleza de la relación, su duración y el alcance de las interacciones que tuvo con el paciente.
Cuando la enfermera fue entrevistada, mintió sobre la naturaleza de la relación, su duración y el alcance de las interacciones que tuvo con el paciente.
Foto: Juliana María / Pixabay

Una enfermera psiquiátrica fue suspendida después de que formó una relación personal e íntima con un paciente “altamente vulnerable” y luego mintió al respecto a las autoridades.

Jaclyn Stratton estaba trabajando en la región de Victoria, Australia, cuando comenzó una relación de seis meses con un paciente bajo su cuidado.

La relación incluía contacto personal regular, actividades sociales, mensajes de texto intensamente personales usando nombres falsos y sexo, se le dijo al Tribunal Civil y Administrativo de Victoria.

Stratton le dijo a su gerente que su relación con el paciente se había visto comprometida, lo que provocó una investigación.

Pero cuando fue entrevistada, mintió sobre la naturaleza de la relación, su duración y el alcance de las interacciones que tuvo con el paciente.

Dijo que era una amistad que había cesado, pero estaba “claro que la paciente estaba lejos de aceptar que la relación tenía que terminar”, dijo el tribunal.

En su última declaración ante la Junta de Enfermería, dijo que cuando intentó terminar la relación, el paciente amenazó con suicidarse.

El empleador de la Stratton aceptó sus declaraciones falsas y su disculpa, y le dio una advertencia y un documento educativo para completar.

Pero ella involucró al paciente al escribirlo, en lo que el tribunal consideró un factor “agravante”.

Su empleador solo se enteró de la verdadera naturaleza de la relación cuando el paciente lo informó.

“En resumen, mintió sobre la naturaleza, el alcance y la duración de la relación, lo que impidió que (su empleador) tomara las medidas necesarias con urgencia para proteger el bienestar y los mejores intereses de un paciente altamente vulnerable”, dijo el Tribunal Civil y Administrativo de Victoria en su fallo el jueves.

La enfermera Stratton estaba al tanto de la vulnerabilidad del paciente, a quien se le diagnosticó trastorno límite de la personalidad, ideación suicida crónica con conductas autolesivas.

Después de que la junta fuera notificada de la conducta, la enfermera describió sentirse “atrapada y aterrorizada”.

Describió su temor de que la paciente se autolesionara como la razón por la que continuó la relación y, después de terminarla, dijo que continuó el contacto telefónico porque “tenía miedo de lo que pudiera pasar”.

Pero el tribunal dijo que el hecho de que ella tuviera esas preocupaciones hacía que fuera aún más importante que revelara la verdadera situación a su empleador.

“La honestidad completa era esencial y urgente. Esto debería haber sido obvio para ella”, dijo el tribunal.

“Al ocultar la verdad, la señora Stratton puso la autoprotección en primer lugar y las necesidades del paciente en último lugar”.

El tribunal rechazó su explicación de que su conducta se debió a que ella creía que era demasiado empática y esto la hacía inadecuada para la enfermería de salud mental.

Pero aceptó que “lamenta profundamente” lo sucedido.

En su testimonio, describió su conducta como “comportamiento horrible, absolutamente atroz, en el que piensa todos los días y no puede perdonarse a sí misma”.

Se descubrió que la enfermera, que ahora trabaja como partera, incurrió en mala conducta profesional al traspasar los límites profesionales y proporcionar información falsa y engañosa.

Fue suspendida por tres meses y tiene condiciones de entrenamiento y seguimiento puestas en su registro, a ser revisado en 12 meses.

“Las infracciones evidentes aquí son asuntos serios para cualquier enfermera o profesional de la salud que atiende a pacientes, y particularmente cuando el paciente puede ser vulnerable”, dijeron en su fallo Elisabeth Wentworth, miembro principal de VCAT, y los profesionales de la salud Mary Archibald y Pamela Barry.

“En la atención de la salud mental o psiquiátrica, se reconoce que tales infracciones tienen el potencial de causar un daño mayor. “Ese daño se realizó en este caso”.

Leer más
* Reo hispano condenado a muerte solicitó que se retrase su ejecución un mes para poder donar un riñón
* VIDEO: Estrella de TikTok de 30 años arrestada por mostrar sus senos a dos niños en forma provocativa y transmitirlo en vivo por redes sociales
* Mujer de Maine fue apuñalada 484 veces por una pareja para robarle 300 pastillas de Xanax y dinero