9 razones por las que amamos a Quake – Agents of S.H.I.E.L.D.

Agents of SHIELD es una de las pocas series de Marvel que ha sobrevivido a las cancelaciones que arrasaron el universo televisivo en los últimos tiempos. Con su sexta temporada recién empezada y una séptima ya confirmada, mucho de su éxito se debe a los personajes entrañables que la componen. Desde el bueno de Phil Coulson, hasta el nuevo director Mack, cada uno de ellos es fundamental para hacer el show.

Sin embargo, pocos como ella: Daisy Johnson, alias Quake, es que una favorita de muchos. Aquí te contamos porqué. 

1. Surgió de la nada: SHIELD la encontró viviendo una van, siendo una hacktivista.

¡Qué tiempos aquellos! Temporada 1, Ward, The Rising Tide ¿Quién hubiera imaginado qué tan lejos iba a llegar esta chica?

2. A pesar de esto, termina convirtiéndose en una gran agente.

Aunque, claro, le costaba entrenar al principio, ¿recuerdan? Y así y todo, hay que decirlo, no siempre sabe seguir órdenes. 

3. Supo ganarse el corazón de todo, pero en especial, el de Melinda May, quien es su mentora.

Sí, su primer mentor fue Ward, pero mejor olvidarlo, ¿no? Melinda fue quien terminó de formarla y sabemos que, además, está muy orgullosa de ella.

4. Se convirtió en una suerte de hija y sucesora de Phil Coulson.

Junto a May, son los padres que Daisy nunca tuvo. Awwwwww.

5. Apuesta al amor, aunque sus experiencias personales hayan sido terribles.

Primero el desengaño con Ward, después perder a Lincoln Tuvo un camino difícil Daisy, pero así y todo, esperamos que vuelva a encontrar el amor… ¿Será Deke el indicado? 

6. Descubrió que toda su vida había vivió engañada, pero así y todo abrazó su nueva identidad: Daisy Johnson.

Hubo mucho valor en la decisión de Daisy de aceptar su herencia: perdonó a su padre y le entregó una vida pacífica, a pesar de que eso significaba perderlo de nuevo.

7. Se convirtió en una referente y líder para los inhumanos.

Sin ir más lejos, sin ella no tendríamos a Yo-Yo, otra agente que hace la diferencia en el día a día de SHIELD.

8. Es bastante cabeza dura, pero tiene un gran corazón y sabe cuándo ceder. Tanto, que le dejó el puesto de líder a Mack.

Coulson la entrenó para que fuera su sucesora, pero, como dijimos antes, a Daisy siempre le costó seguir órdenes y no es todo lo objetiva y cabeza fría que se necesita para un puesto así. Así y todo, es lo suficientemente íntegra como para dar un paso al costado y darnos un nuevo director de SHIELD.

9. Es una badass hecha y derecha: ya sea con sus poderes, o sin ellos.

En sus propias palabras: If I can’t quake it, I’ll break it!