Series para maratonear los fines de semana #18: Fosse/Verdon – Fosse/Verdon

No necesitarás saber mucho sobre teatro musical para disfrutar de esta mini serie limitada basada en la historia de la pareja más famosa de Broadway y recientemente nominada a los Emmy. Él, un cineasta y uno de los coreógrafos y directores más influyentes del teatro; ella fue la mejor bailarina de Broadway de todos los tiempos. Ellos fueron, son y serán Fosse/Verdon.

Fosse/Verdon fue adaptada de la biografía de Sam Wasson de 2013 titulada simplemente Fosse, un libro que profundizó en las predilecciones y los demonios de uno de los coreógrafos más importantes de Broadway. La serie al principio solo contaría la historia de este gran icono, pero a medida que los creadores aprendían más sobre él comenzaron a preguntarse por qué lo estaban haciendo. Entonces decidieron darle el lugar que realmente le corresponde a Gwen Verdon para convertirla en algo más que una nota femenina detrás de la historia de un genio masculino.

La historia de toda la serie se desarrolla a través de flashbacks de la relación de la pareja a través de los años. Incluye las inversiones de poder y estatus, así como los contextos que permitieron que todo ocurriera. Además, también presenta la contribución de Fosse y Verdon a la industria del entretenimiento a pesar de sus problemas personales.​

Bob Fosse y Gwen Verdon fueron leyendas en Broadway: él era un director, coreógrafo y bailarín siempre rondando entre las fiestas y los sets, con un cigarrillo interminable colgando de la esquina de su boca, regañando a bailarines, cantantes y disfraces que cree que no alcanzan la perfección; ella, actriz, bailarina, cantante y una de las principales colaboradoras no reconocidas de Fosse. Gwen no se presenta como perfecta, pero sí como una mujer comprensiva, alegre, generosa e increíblemente talentosa, quien sacrificó todo para hacer que su carrera suceda.

Al comienzo de la historia, Verdon fue la protagonista. Tres veces ganadora de un Tony, su primer ascenso a la fama fue con un cameo que roba la escena en la producción de Can-Can. Su actuación fue tan aclamada que durante una presentación la arrastraron al escenario vestida solo con una toalla para una repetición. Luego Fosse tomaría relevancia al convertirse en uno de los coreógrafos más influyentes de la era. El “chico malo” de la danza, con un estilo distintivo que incluía el movimiento ahora icónico de “manos de jazz”, trabajó en musicales como Cabaret (por el que ganó el premio al Mejor Director en los Oscar) y Chicago, y sigue siendo la única persona que ganó un Oscar, un Emmy y un Tony en el mismo año (1973).

La pareja se conoció por primera vez durante la audición de Gwen Verdon para Damn Yankees, un musical de Broadway en el que interpretó a Lola, una tentadora demoníaca, un papel que luego interpretaría para la película de 1958 del mismo nombre. La serie dramatiza la reunión de la pareja (en la que ambos audicionaron al otro), cuando Fosse animó a Verdon a “encorvarse” durante el número Whatever Lola Wants, un estilo de baile que luego se convirtió en una de las firmas de Fosse.

La producción es inmensamente elegante, con una gran cantidad de momentos semi-disociativos o despersonalizados muy bien interpretados, particularmente desde el punto de vista de Fosse, que por ejemplo ve una coreografía que en realidad no está sucediendo, imagina protagonismo y disfraces cuando no está en el escenario. Estas fantasías, imaginaciones, visiones o alucinaciones, sean lo que sean, son una forma muy frecuente de subrayar la naturaleza de la mente creativa, especialmente la de alguien un poco inestable, alguien que no se siente del todo vivo a pesar del éxito, y la serie refleja muy bien el sentir y el pensar de una estrella como lo fue Bob Fosse.

Sam Rockwell captura la fragilidad, la angustia y la pasión de Fosse, su encanto alternativo y espeluznante con las mujeres. 

Como Gwen Verdon, Michelle Williams es casi perfecta. Ella tiene la mirada de Verdon, sus afectaciones vocales, su forma de moverse, su conflictividad y lealtad, su frustración y su codependencia. Es una actuación estelar, la serie se ilumina cada vez que ella aparece en pantalla. No por nada fue recientemente premiada en los Emmy Awards por esta maravillosa interpretación.

La serie está repleta de coreografías espectaculares, incluyendo piezas originales, además de algunas de las obras más icónicas de las carreras de Bob y Gwen.

Fosse/Verdon te contará la historia de estos dos individuos brillantes y complicados: el amor que compartieron, el arte que crearon y el precio que pagaron en la búsqueda de la grandeza. Puedes disfrutarla YA a través de FOX Premium.