Staten Island, Part One – Ray Donovan

Staten Island, Part One – Ray Donovan

La temporada pasada fue muy angustiante con la muerte Abby a tal punto que Ray  no soporta tanto dolor por su perdida y en un intento de dejarlo todo al arrojarse de un edificio, cae al agua y para suerte de él, mejor dicho para noso9tros que esperamos con ansias su regreso es salvado por un policía que justamente estaba en las cercanías deteniendo a un hombre de origen samoano, a quien lo deja en su carro y sale inmediatamente al rescate, lo que no se iba a imaginar es la respuesta del gruñón de Ray que le pega una gran trompada de bienvenida.

Logra detenerlo y llevárselo al destacamento junto al otro hombre. Pero su encarcelamiento no dura mucho ya que su jefa mueve sus contactos para liberarlo.

Decide tomar unos tragos para recuperarse donde se topa con el poli que lo arresto, toman unos tragos juntos, durante la charla  establecen una amistad, luego por una gresca afuera del bar y querer ayudarlo, termina viviendo en la casa del agente McGrath.

Volviendo al ruedo

Samantha tiene un nuevo trabajito (aunque él no quiera saber más nada) debe  ayudar a la futura candidata a para alcalde quien ah recibido un golpe por un hombre que conoció por una aplicación de citas y no solo la extorsiona sino también le ah pegado.

Así que vuelve a las andanzas y para ello solicita ayuda a su vieja amiga Lena para que rastree todo dato del teléfono tanto de la víctima como del agresor.

El gran Mickey

Ya sabemos que para Mickey la cárcel es solo cuestión de estar solo un tiempo y no soporta estar bajo las rejas, así que idea un gran plan, que consta en primer lugar de juntar las colillas de cigarrillos tiradas en la prisión, luego en la enfermería solicita un recipiente para sus necesidades (aduce que no se siente como si utiliza pañales a su edad); lo utiliza en realidad para recipiente donde coloca todo el tabaco juntado y mezclado con agua comienza a digerirlo (guacala), pero eso no es todo, comienza a ejercitarse con demencia para lograr su cometido, tener un infarto y ser trasladado a cuidados intensivos. El gran Mickey lo ah hecho de nuevo.