Su desnudo fue por dinero

Quitarse la ropa también fue por darse gusto, dice actriz Lis Vega

MÉXICO, D.F. (Notimex).- La actriz y bailarina cubana Lis Vega confesó que posó desnuda en una revista para caballeros por dinero y porque quiso darse un gusto.

“Sí, lo hice por dinero y porque me quise dar un gusto”, dijo sin cortapisa, al tiempo de aclarar que “si decidí aparecer sin nada de ropa es porque uno tiene el cuerpo prestado; entonces, también se tomará la decisión de hacer con él lo que se plazca”.

Comentó que como cualquier artista debe mostrar versatilidad, y no solamente que es actriz, ya que también canta y conduce programas.

Vega, quien da vida a la villana Doris, en la telenovela Amorcito corazón, declaró lo anterior luego de recibir ayer un reconocimiento en la Plaza de las Estrellas junto a su compañero de producción Mike Biaggio.

Insistió en que aparecer desnuda fue con la finalidad de que lo aprecie un público en específico, en este caso, los lectores de Playboy, y también las señoras, así como los jóvenes que gusten de ese tipo de publicaciones.

“Creo que a nadie sorprendí; cuando entré al medio artístico lo hice posando para Playboy, así que no es una noticia tremenda, [como] para que digan, ‘wow’. La verdad, fue también para un público que me ha seguido desde entonces”, aclaró.

Defendió su decisión de aparecer totalmente desnuda, ocho años después, al señalar que “se trata de una Lis totalmente renovada y con mucho cariño para mis fans, además [de que cuento] con el apoyo de mis padres y mi pareja”.

Reveló que sí se sintió un poco más rara después de tantos años, ya que ha ido creciendo, además de que se considera una luchadora que se ha esforzado por salir adelante.

“Sigo los consejos de mi mamá; ella me dice: ‘hija, mientras no hagas cosas en la vida que te avergüencen, tú sigue adelante. Nosotros te apoyamos’. Además, no tengo por qué negar que ese dinero que me pagaron me cayó muy bien al bolsillo”, insistió.

Reiteró que además conoce al editor de la revista, Alfredo Cedillo, con quien ha trabajado anteriormente, y que le dio mucha confianza.

“Lo hice con decisión, con la finalidad de que la disfruten aquellos que la vayan a comprar, ahora que lo que hagan con ella será cuestión personal”.

Sobre esa sensación rara que dijo sintió en esta ocasión que posó desnuda, comentó: “Estamos en otra época, y lo hice sin el afán de ofender a alguien, pues cada quien hace con su cuerpo lo que le plazca”.

Comentó que no tiene ningún tabú para mostrar su cuerpo, y que sintió mucha libertad, en cuerpo y alma.

A la pregunta de si posaría como Anaís y Lilí Brillanti en una portada de corte lésbico, comentó que no tendría ninguna objeción y si el cheque es bueno.

“Hay ocasiones en que te piden hacer películas de bisexual, entonces no le veo el pero. Respeto mucho a la comunidad gay; tampoco me gustan las mujeres, pero cuando se le ve con otra mirada no hay por que decir no”.

Lis Vega fue contundente al señalar que trabaja por dinero, aunque advirtió que lo que nunca haría es prostituirse, pues no va con sus principios.

Además, aclaró que respeta la decisión de las mujeres que no desean desnudarse o se molestan cuando las cuestionan sobre el tema.