Recibe 160 millones

Los Dodgers amarran por ocho años a Matt Kemp

LOS ÁNGELES (AP).- Matt Kemp y los Dodgers de Los Ángeles firmaron ayer un contrato por ocho años y 160 millones de dólares, el séptimo acuerdo más lucrativo en la historia del beisbol.

Kemp y el gerente general Ned Colletti firmaron el contrato en una rueda de prensa en el Dodger Stadium.

“Esto es algo muy especial”, expresó Kemp.

“Es un placer ser conocido como un Dodger”, apuntó.

El jardinero de 27 años fue líder en 2011 de la Liga Nacional en jonrones (39) y remolcadas (126), y terminó tercero en promedio de bateo con .324.

También se robó 40 bases y es el favorito para ganar la próxima semana el galardón al Jugador Más Valioso.

Su contrato sólo es superado por los dos últimos acuerdos de Alex Rodríguez, y los de Derek Jeter, Joe Mauer, Mark Teixeira y CC Sabathia, y empata el contrato que Manny Ramírez firmó con Boston antes de la campaña de 2001.

Kemp recibirá una bonificación de dos millones de dólares por firmar el contrato, y tendrá un salario de 10 millones el próximo año, de los cuales dos millones serán diferidos hasta el 15 de abril de 2013.

Ganará 20 millones en 2013, 21 millones en 2014 y 2015, y 21.5 millones en cada uno de los cuatro últimos años.

El contrato más lucrativo que los Dodgers le habían ofrecido a un pelotero, hasta ayer, fue el de siete temporadas y 105 millones que le dieron al pitcher Kevin Brown en 1998.

Los Dodgers se declararon en bancarrota en junio, y el propietario del equipo, Frank McCourt, llegó a un acuerdo con las Grandes Ligas para vender el equipo antes del próximo 30 de abril, lo que le daría el dinero necesario para pagar por su divorcio.

“Sólo quiero decirte que estoy orgulloso de ti”, dijo McCourt a Kemp. “Viste una oportunidad que no muchos jóvenes ven, y la aprovechaste”.

“Ahora es el momento de que seas el líder que puedes ser. Voy a seguir de cerca tu progreso y te deseo mucho éxito estos próximos ocho años. Los equipos necesitan peloteros que jueguen todas sus carreras con la misma organización”.

Ahora que es un beisbolista famoso y millonario, Kemp reveló que su meta era ser jugador de baloncesto profesional.

“Mi sueño de niño, influenciado por el deporte que realmente se jugaba donde yo crecía, era ser un jugador de la NBA. Nunca pensé que sería un jugador de Grandes Ligas, y hoy estoy más que agradecido que mis padres me obligaron a mantenerme practicando también este deporte”, comentó Kemp, quien puede decir que escogió el camino adecuado en el beisbol.