Seguro Social para los discapacitadas

Seguro Social  para los discapacitadas
Seguro Social proporciona beneficios a personas discapacitadas o siegas, dependientes, cónyuge divorciado sobreviviente, viuda o viudo discapacitado.
Foto: Archivo

No tienes que esperar hasta la edad de jubilación para recibir beneficios bajo el programa de Seguro Social.

El sistema de Seguro Social proporciona beneficios no sólo durante la jubilación sino también para personas discapacitadas o siegas, dependientes, cónyuge divorciado sobreviviente, viuda o viudo discapacitado. Para muchos de esos beneficiarios, estos beneficios los mantienen a flote y fuera de un estado de pobreza.

Bajo el programa de Seguro Social por Discapacidad, beneficios se pagan a personas que tienen una discapacidad, siempre y cuando tengan suficientes créditos de trabajo. La cantidad de la mensualidad de beneficios se basa en el registro de ingresos de Seguro Social del trabajador asegurado.

Para obtener un estimado de las cantidades que usted pueda recibir entra en la página Web del Seguro Social, http://www.ssa.gov/oact/quickcalc. En esta página recibirá un estimado de sus ganancias y beneficios basado en la información que usted proporcione. Para obtener ganancias detalladas y precisas sólo haga una petición formal a la Administración de Seguro Social, llamando al 1-800-772-1213.

Si debido a una incapacidad mental o física usted no es capaz de volver al trabajo, dependiendo de su situación específica, usted puede ser elegible para beneficios. Debería comunicarse con su oficina local de Seguro Social para comenzar una reclamación de beneficios.

Aunque muchos de los reclamos se les deniegan inicialmente, no se dé por vencido. A usted le conviene apelar la denegación en vez de empezar un reclamo nuevo. El Seguro Social pasa por un proceso de evaluación donde cada paso tiene su propio criterio diseñado para determinar si la persona tiene un cierto deterioro médico.

Antes de poder determinar si hay un deterioro médico, uno de los primeros pasos es determinar si el reclamante está actualmente trabajando. Recuerde, que el propósito de una solicitud de Seguro Social es debido a un padecimiento físico o mental que le impide volver al trabajo.

El próximo nivel en la evaluación del Seguro Social está diseñado para determinar si la enfermedad mental o física se considera “grave”. El deterioro tiene que ser lo suficientemente grave como para interferir con sus actividades de trabajo básicas.

Con su record médico se podrá decidir si su condición es igual a los requisitos de la ley. El Seguro Social mantiene una lista de condiciones médicas que son tan graves que automáticamente la persona será elegible si la condición es igual que la lista de enfermedades.

Si la enfermedad no está bajo la lista de condicione médicas, entonces el Seguro Social sigue evaluando el caso. Los dos últimos pasos implican los aspectos más complejos de la revisión de discapacidad. En este nivel se determinara si usted puede hacer el mismo trabajo que realizó antes o si puede hacer algún otro tipo de trabajo.

La definición de una discapacidad bajo las reglas del Seguro Social es compleja. Hay muchos reglamentos explicando quien es elegible para beneficios del Seguro Social por discapacidad. Siempre recuerde, si le deniegan su reclamo por razones médicas, no se dé por vencido. Someta una apelación dentro de 60 días y solicite otra revisión.

En ciertos casos, hay que lidiar el reclamo ante el juez de derecho administrativo para que le aprueben los beneficios que se merece. Si usted siente que ya no es capaz de trabajar debido a una enfermedad o herida, no demore en solicitar su reclamación para beneficios del Seguro Social.

Se puede comunicar con la licenciada Wendy Rivera en el 407-422-4665 o por correo electrónico a WRivera@hillandponton.com.