Más cárcel

Más cárcel
Foto: AP

Cameron Douglas, hijo y nieto de los conocidos actores Michael y Kirk Douglas, fue condenado ayer por un juez neoyorquino a cuatro años y medio de cárcel, que deberá sumar a la pena de cinco años que ya le fue impuesta en 2010 por varios delitos relacionados con tráfico de drogas. El juez federal Richard Berman de Manhattan impuso la nueva condena a Cameron, de 33 años, por posesión de drogas dentro de la cárcel en la que cumple la pena inicial que recibió en abril de 2010 tras ser detenido en un hotel neoyorquino con una gran cantidad de metanfetamina que quería vender. Los cuatro años y medio de la nueva condena son cerca del doble de lo que pedía la Fiscalía, que había reclamado entre un año y 18 meses de cárcel, después de que el personal de prisiones descubriera a Douglas con pastillas y heroína. El magistrado fue especialmente duro con Douglas, al que recriminó ser uno de “los acusados que han actuado de manera más temeraria, flagrante y deliberadamente, además de criminal, destructiva y manipuladora” de cuantos ha tenido que juzgar a lo largo de su carrera. “Señoría, no encuentro consuelo en mi propia piel. Me siento avergonzado y derrotado”, dijo Cameron Douglas antes de que el juez dictara sentencia, según el diario neoyorquino Daily News.