Lucrar con la fe

Me llena de rabia, la cantidad de personas que últimamente juegan, lucran roban con la fe de las personas. A veces me pregunto quien peca más: ¿El que les da o el que lo recibe?

Aquí en mi ciudad está de moda, los famosos radiotones animando a personas a invertir en el reino. Pero de que reino hablan, uno lleno de fantasía si das la cantidad que ellos piden y te dicen que Dios te lo devolverá con mayores creces o sanará tu enfermedad o compondrá tu vida de lo malo a lo bueno.

Me pregunto que clase de cinismo tienen si son ellos los que están viviendo a costillas de la gente que sí realmente necesita de un milagro. Lo único que logran es empeorarles la situación.

Ellos toman pasajes de la Biblia únicamente para llenar sus bolsillos. Yo también tengo un texto bíblico para ellos que dice “por sus frutos los conocereis…”

Lo único que les puedo decir es que abran sus ojos porque el verdadero reino de Dios y sus milagros no se compran con dinero. Ojalá alguna autoridad tomara cartas en este asunto y dejáramos de escuchar en las radios tanto “pediche” explotador que lo único que hacen es quitarle el pan al humilde.

Cuando Dios te da un ministerio el te provee, y tenemos que terminar con otra parte de la Biblia. “Ay de los pastores que poneis carga a mi pueblo sabiendo que tu mismo no podrías con ella”.