Boy no ‘volverá’ a CU

Mala racha ante los Pumas tiene desconcertado al DT de Monarcas

MÉXICO, D.F.- Sí, es karma. Tomás Boy ligó su octavo partido sin que los Monarcas puedan vencer a los Pumas, incluida la final del Torneo Clausura 2011, por lo cual tras el 3-0 de ayer el técnico encontró por fin la fórmula para no tener más traspiés.

“Ya no venir a CU…”, bromeó luego de la caída en el Estadio Olímpico Universitario.

Boy suma seis derrotas y dos empates ante los auriazules, quizá por eso estuvo justificado el que la afición lo despidiera al son de: “Quiere llorar, quiere llorar”, mientras caminaba rumbo al vestidor lamentando las circunstancias del encuentro.

“Oye, ¿un equipo que no tira al arco gana 3-0?”, preguntó momentos antes de reunirse con el resto del plantel.

Ya en la conferencia de prensa, mucho más tranquilo, el técnico se dijo desconcertado por los resultados que obtiene ante Pumas y que incluso lo orillaron a declarar en la semana que era “como karma”.

“Si lo supiera… El partido te dice mucho de lo que sucede. Tuvimos muchísimas oportunidades para hacer gol y ellos aprovecharon bien nuestros errores puntuales. No hay nada qué decir, ellos trabajan y ése es su estilo, lo sabemos”.

“Me incomoda muchísimo que un rival claramente dominado pueda… Pero ésa es su fuerza y este adversario es capaz de hacer esas cosas. Lo ha hecho antes, lo hizo hoy [ayer], pero no me quedo mal con el esfuerzo ni la actuación del equipo”, declaró Boy.

A los Monarcas los mataron los errores, como el del segundo 2-0, cuando el lateral Marvin Cabrera le dio un pase corto a Federico Vilar que le ganó Juan Carlos Cacho para que anotara Martín Bravo.

“Voy a rechazar el balón, rebota en un jugador de ellos y cuando se eleva el efecto me juega una mala pasada porque no veo al rival y me convierte”.

“Nuestros errores nos condicionan. El punto es que no pudimos ganar”, aceptó Vilar.