No a cigarros cerca de las escuelas

No a cigarros cerca de las escuelas
Estudiantes se informan sobre los riesgos del tabaquismo durante un evento.
Foto: Aurelia Ventura / La Opinion

SACRAMENTO.- Debido a que las mayores ventas ilegales de cigarros a menores de edad se da cerca de las escuelas en California, en el Capitolio Estatal se impulsa un proyecto de ley para prohibir la venta de tabaco a 600 pies alrededor de las escuelas públicas y privadas.

“Más del 80% de los adultos que fuman comenzaron cuando eran menores de 18 años”, dijo a La Opinión, el senador demócrata de Pacoima, Alex Padilla, autor de la medida SB331 y quien por tres años consecutivos ha intentado sin éxito convertir esta medida en ley.

“El problema es muy obvio pero el poder de la industria del tabaco es muy fuerte y no nos ha dejado avanzar en tres años”, dijo Padilla, quien el año pasado logró que el gobernador Jerry Brown aprobará una ley que entró en vigor este año y que da autoridad a los renteros para prohibir fumar en apartamentos y condominios de alquiler.

La propuesta de Padilla se basa en estudios como el que realizó el Programa de Investigación para Enfermedades Relacionadas con el Tabaco, que indica que el 33% de las ventas ilícitas a menores tienen lugar dentro de 1,000 pies alrededor de una escuela. Además el Centro de Control de Enfermedades (CDC) encontró que cada día en el país, 3,600 jóvenes entre los 12 y 17 años comienzan a fumar, 1,100 de los cuales se convierten en fumadores de diario.

“Por eso es que mejor eliminar el acceso ilegal de los menores al tabaco”, explicó Padilla.

El senador tiene el apoyo de varias organizaciones de salud como la Sociedad Americana del Corazón y Sociedad Americana del Cáncer, así como del Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles (LAUSD).

Edgar Zazueta, cabildero de LAUSD, indicó que los jóvenes en las comunidades de la jurisdicción de este distrito -principalmente de minorías – están empezando a fumar muy jóvenes.

“Cuando empiezan a esa edad es muy difícil que paren y nosotros como distrito somos un centro de la comunidad que queremos ayudar a que los jóvenes no tengan acceso ilegal al tabaco cerca de las escuelas y se enfoque en la educación”, mencionó.

Por ahora, la medida de Padilla no tiene oposición, pero se espera que provenga de un momento a otro de la industria del tabaco y los comerciantes.

Padilla dijo que además del costo en vidas que deja el tabaco, con 35,000 muertes al año por enfermedades relacionadas con el cigarro, está el costo económico al estado por 18,000 millones de dólares.

El demócrata escogió prohibir la venta de tabaco a menores en un perímetro de 600 pies de las escuelas debido a que es la misma regla que aplica para el alcohol, de manera que sería más eficiente para las agencias estatales hacer cumplir una ley con un parámetro similar entre el alcohol y el tabaco