Breves de espectáculos

Breves de espectáculos
Heidi Klum y Seal.
Foto: EFE

La periodista mexicana Lydia Cacho y el escritor italiano Roberto Saviano ganaron conjuntamente el premio Olof Palme, dotado con 75,000 dólares, por sus esfuerzos por exponer redes delictivas pese a correr grandes riesgos.

Cacho fue acusada de calumnia y recibió amenazas de muerte después de publicar un libro sobre una banda que explotaba sexualmente a menores e involucró empresarios en Cancún en 2005.

El libro de Saviano Gomorra, de 2006, expuso el alcance y los métodos despiadados del mundo del hampa de Nápoles. Su publicación obligó a Saviano a vivir en la clandestinidad, con protección policial durante las 24 horas del día.

El matrimonio formado por el cantante Seal y la modelo Heidi Klum anunció ayer su separación en un comunicado publicado por la edición digital de la revista People.

La pareja contrajo matrimonio en 2005.

Seal y Klum son padres de Henry, de seis años; Johan, de cinco, y Lou, de dos; a los que se suma Leni, de siete, fruto de la relación anterior de la modelo con el exmanager de Fórmula Uno italiano Flavio Briatore.

El segundo exmarido de la estrella de pop Britney Spears, Kevin Federline, fue hospitalizado ayer en Sídney, Australia, tras sufrir una dolencia cardiaca durante el rodaje de un programa de televisión sobre perdida de peso, informaron los medios locales.

Federline, que contrajo matrimonio con la cantante en 2004 y con la que tiene dos hijos, pesaba 231 libras al inicio de la grabación del programa.

El equipo del hospital de Mount Druirr descartó que se tratara de un ataque al corazón, aunque ingresó al paciente para realizarle varias pruebas.

La venta de música digital experimentó un aumento sin precedentes del 8% en 2011 pese a la crisis y la incidencia de la piratería, la cual arroja datos como que España lidera en Europa la cantidad de internautas que acceden a páginas con contenidos que vulneran los derechos de autor.

Así lo señaló el informe anual de la Federación Internacional de la Industria Discográfica (IFPI, en inglés), que subraya que el mercado mundial de la música digital representa ya un tercio del total (32%).

El consumo de música en formato digital aumentó un 8% en todo el mundo el pasado año y reportó a este sector ingresos por 5,200 millones de dólares.

El auge de lo digital ha provocado que en algunos países ese negocio sobrepase la mitad del consumo de música: representa ya el 52% en EEUU, un 53% en Corea del Sur y más del 70% en China.