Breves de Los Ángeles y California

Un hombre de 24 años fue arrestado en el Condado de San Diego, después de que las autoridades afirmaran que había apuñalado a tres personas con el pie quebrado de una copa de vino.

El detective de la oficina del Sheriff, Jacob Klepach, informó que los agentes respondieron a primera hora de ayer a una llamada denunciando que se había encontrado a un hombre apuñalado en una vivienda de Lemon Grove.

Al arribar al lugar, descubrieron a tres personas con múltiples heridas por apuñalamiento.

Nicholas Millican fue arrestado bajo sospecha de ataque con arma mortal.

Klepach informó que las heridas de las víctimas no ponen en riesgo sus vidas. Las tres personas están siendo tratadas en el hospital.

Se continúa con la investigación.

Autoridades dicen que agentes del Sheriff le dispararon y mataron a un hombre sin armas durante una persecución a pie en Lancaster.

El portavoz del Sheriff Steve Whitmore dijo ayer que el hombre, identificado por investigadores forenses como Christian Cobian, de 26 años, fue detenido por andar en una bicicleta sin luces la noche del sábado.

Whitmore dijo que Cobian se dio a la fuga a pie e ignoro órdenes de detenerse cuando dos agentes lo persiguieron.

Dijo que Cobian se llevó la mano a la cintura mientras lo perseguían. Pensando que estaba armado y temiendo por su seguridad, los agentes le dispararon al sospechoso, que fue declarado muerto en el lugar. No se recuperó un arma..

Whitmore dijo que Cobian era un conocido pandillero de Inglewood que recién se había mudado a Inglewood, estaba en libertad bajo palabra por recibir propiedad probada y tenía una orden de arresto.

La policía dijo que seis personas, la mayoría de ellas adolescentes, resultaron heridas debido a un tiroteo que tuvo lugar en una fiesta de una chica de 16 años el sábado por la noche en Antioch, en el área de la Bahía de San Francisco.

Los investigadores dijeron que el tiroteo comenzó alrededor de las 10:35 p.m. en una fiesta organizada por los padres de una chica de 16 años.

El teniente de policía de Antioch, Scott Willerford, informó al San Francisco Chronicle que se considera que tres o cuatro muchachos u hombres jóvenes fueron los responsables de comenzar el tiroteo, cuando dos grupos de personas en la fiesta comenzaron a discutir.

Las personas heridas fueron un chico de 13 años, dos chicos de 16 años, dos hombres de 18 años y una mujer de 21 años.

La policía dijo que la naturaleza de las lesiones varíaba desde rasguños menores a una herida en el abdomen.

Tres de los heridos fueron dados de alta pero el chico de 13, uno de 18 y la mujer permanecían en condición seria pero estable en un hospital, dijo la policía. Los nombres no han sido divulgados.

La policía busca a tres o cuatro sospechosos “jóvenes” pero reconoce que no ha podido obtener mejores descripciones.

Un par de tormentas de invierno con lluvias y nieve arrasaron por California el sábado, azotando al Parque Nacional Yosemite con fuertes vientos que derribaron un árbol y mataron a un empleado del parque.

La rama de un gigantesco árbol cayó encima y mató a Ryan Hiller, de 27 años, de Carolina del Norte, que se encontraba en su tienda de campaña ubicada en un área de viviendas para empleados, informó el portavoz del parque Scott Gediman.

Hiller, de Chapel Hill, Carolina del Norte, hacía unos cinco años que trabajaba como guardaparques durante los períodos de mayor actividad del parque. Se encontraba trabajando para un concesionario del parque y vivía en un complejo en Yosemite Valley mientras que esperaba el inicio de la temporada de esquí durante el invierno.

Los vientos derribaron cables y postes eléctricos en Santa Bárbara y en ciudades del desierto como Palm Springs, Cathedral City y Joshua Tree, dejando a unos 25,000 usuarios sin electricidad, pero Southern California Edison informó que el servicio había sido restaurado.

En la zona de Los Ángeles se registró menos de una pulgada de lluvias en el centro de la ciudad, pero se informó un nivel de precipitación levemente superior en las montañas a los alrededores y en la zona de playas. La Patrulla de Carreteras de California (CHP, en inglés) culpó a las condiciones climáticas por el importante aumento de los accidentes en las autopistas del Condado Los Ángeles.