Parte de cultura maya vuelve a Guatemala

Hasta ahora, no hay detenidos por tráfico de piezas arqueológicas
Parte de cultura maya vuelve a Guatemala
La embajada de Guatemala estaba repleta en la celebración oficial del retorno de las piezas, donde participaron funcionarios de EEUU.
Foto: Antonieta Cádiz / La Opinión

WASHINGTON, D.C.- Silenciosas, imponentes y enigmáticas, así esperaban ocho artefactos de la cultura maya el retorno a su tierra de origen. Las artesanías históricas fueron entregadas ayer, por el Gobierno estadounidense, al canciller de Guatemala Harold Castellanos.

Las piezas corresponden a los siglos VI y IX d.C. y están avaluadas en cerca de 19 mil dólares. Vasijas, estatuillas, grabados en piedra, se encontraban entre los objetos recuperados por el Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE) y por la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP). Específicamente, la Unidad de Investigaciones del Departamento de Seguridad Nacional (HSI) condujo las pesquisas.

“El retorno de estos artefactos [piezas] tiene un valor incalculable en cuanto a nuestra herencia cultural y también es un reencuentro emocional para nosotros como guatemaltecos. Es recuperar parte de nuestra historia”, dijo Castellanos a La Opinión.

ICE recobró parte de las piezas, tras una investigación iniciada el 2011 en Boston, luego de que el Ministerio de Cultura de Guatemala, diera un alerta.

Mientras, CBP realizó un esfuerzo paralelo desde 2009 en Houston, donde una persona intentó introducir las piezas a Estados Unidos, alegando que las había comprado en lugares turísticos durante una visita al país.

Expertos como el doctor en antropología de la Universidad de Brandeis, Charles Golden, determinó que varios de los artefactos eran genuinos exponentes de la cultura Maya.

Esta civilización habitó un vasto territorio en México y diversos países de América Central como Guatemala, Honduras y El Salvador, donde se desarrollaron por cerca de tres mil años. Se destacaron por su legado astronómico y matemático.

La embajada de Guatemala se encontraba repleta, para lo que fue la celebración oficial del retorno de las piezas, donde participó el personal diplomático, representantes culturales, además de funcionarios estadounidenses.

Hasta ahora, el Gobierno estadounidense no tiene detenidos. Morton especificó que la investigación sigue abierta.

“Desgraciadamente hay un tráfico de piezas arqueológicas enorme. Gente que inmoralmente saca estos productos por un beneficio económico y todo el tiempo estamos en la búsqueda”, enfatizó Castellanos a La Opinión.

“Mientras celebramos el retorno de estos artefactos hoy, la realidad es que existen demasiados ladrones de antigüedades, que no tienen ningún límite moral. Esto es una vergüenza”, aseguró Morton.

Desde 2007, HSI ha devuelto más de 2,500 artefactos a 23 países, incluyendo pinturas francesas, alemanas y austriacas, un manuscrito del siglo XVIII italiano, así como piezas culturales Chinas e iraquíes, entre otras.

Durante su visita a Washington, el canciller guatemalteco se reunió con la Secretaria de Estado Hillary Clinton y con la Secretaria de Seguridad Interna, Janet Napolitano, quien viajará a México, El Salvador, Guatemala, Costa Rica y Panamá, la próxima semana.

Se espera que entre los temas principales de la gira figure la lucha contra el crimen organizado. Esta es una de las principales preocupaciones del Gobierno del Presidente guatemalteco Otto Pérez.

El mandatario acaparó los titulares de prensa, al hablar de la idea de despenalizar el consumo de drogas. “Nosotros estamos viviendo un tiempo de una violencia nunca antes vista, atribuible a los grupos del crimen organizado. Aún en lo peor del conflicto armado en nuestro país, no habíamos visto nunca ese tipo de violencia, atribuida a Los Zetas”, dijo el canciller a La Opinión.

“La amenaza es para todos. Ninguno de nosotros está capacitado para librar una batalla contra una fuerza económica tan grande. Ese es el planteamiento que el Presidente está sosteniendo cuando dice dialoguemos”, concluyó.