Ejército incauta heroína y opio

El Ejército mexicano destruye un laboratorio clandestino en Guerrero

MEXICO, D.F. (EFE).- Militares mexicanos incautaron 3,640 litros de heroína en un laboratorio clandestino en el estado de Guerrero, el decomiso “más importante de esa droga logrado hasta la fecha” por las Fuerzas Armadas, informaron ayer fuentes oficiales.

La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) indicó que localizaron en el poblado Las Mesas de Pineda, municipio de Coyuca de Catalán, un laboratorio clandestino para el procesamiento de droga sintética.

Allí decomisaron 3,640 litros de una sustancia química desconocida, distribuidos en 60 recipientes de diferentes capacidades, así como 16.7 kilogramos de goma de opio, 22 kilogramos de semilla de amapola y 10 litros de acetona.

Por otra parte, la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), a través de la comandancia de la IV Zona militar, indicó que su personal fue atacado a tiros por un grupo de civiles armados cuando efectuaba reconocimientos en una avenida de Nuevo Laredo, por lo que “repelieron la agresión”. La dependencia precisó que fallecieron seis agresores y se detuvo a dos más”.

Además, los militares decomisaron siete fusiles automáticos, 71 cargadores para diversas armas, 1,550 cartuchos de diferentes calibres, cinco granadas calibre 40 milímetros, una granada de mano, un lanzagranadas y tres vehículos.

Según medios locales, el enfrentamiento se prolongó al menos unas tres horas y generó bloqueos en las principales avenidas de esa ciudad.

Durante el choque, la alcaldía y el consulado estadounidense en esa ciudad recomendaron a los ciudadanos protegerse y no salir a las calles para evitar el riesgo de ser alcanzados por las balas.