Financiamiento clave para 30/10 de Villaraigosa

La medida aprobada incluye financiamiento clave para la propuesta liderada por el alcalde de Los Ángeles, "América avanza rápido", más conocida como la iniciativa 30/10.

La nueva ley proveería fondos para proyectos de transporte público, como la expansión de Metro en LA.
La nueva ley proveería fondos para proyectos de transporte público, como la expansión de Metro en LA.
Foto: J. Emilio Flores / La Opinión

WASHINGTON, D.C.- Por una amplia mayoría, el Senado aprobó ayer el proyecto de ley de transporte que busca mantener y mejorar las carreteras en el país, por los próximos dos años. La medida incluye financiamiento clave para la propuesta liderada por el alcalde de Los Ángeles, “América avanza rápido”, más conocida como la iniciativa 30/10.

Con un costo de 109,000 millones de dólares el proyecto de ley de transporte alcanzó una amplia mayoría en la Cámara Alta, de 74 votos contra 22. Aunque el plan no es tan ambicioso como se había concebido inicialmente y sólo se extiende hasta el 2013, legisladores, como Max Baucus (D-MT) lo calificaron como “el proyecto de ley que generará más empleos este año”.

Específicamente las estimaciones del gobierno y legisladores, es que la medida mantenga y genere 2.8 millones de empleos, sobre todo en el área de construcción, un sector clave para los hispanos. Además, su costo está cubierto por completo, por lo que no se suma al déficit fiscal.

Aunque el voto del Senado es significativo y probablemente sea la pieza clave en la futura legislación, todavía queda el voto de la Cámara de Representantes. Su presidente John Boehner (R-OH) aún no se ha manifestado claramente respecto a qué hará con la legislación, si la llevará al pleno o trabajará un proyecto paralelo , lo que alargaría mucho más el proceso.

“Ellos pueden llegar a los 218 votos necesarios para aprobar esta legislación en la Cámara de Representantes y deben hacerlo. Es su trabajo lograr esto. Deben volver de su receso, tomar la propuesta, enmendarla y avanzar”, aseguró la senadora Bárbara Boxer (D-CA) la gestora principal de la propuesta.

Uno de los planes que se espera sea beneficiado con el nuevo proyecto de ley es la iniciativa 30/10 o “América avanza rápido”. Esta pretende acelerar el plan local de Los Ángeles de 40 mil millones de dólares, para ampliar redes de trenes y autobuses expresos en la ciudad. Es decir completar lo que se hubiera logrado en 30 años en sólo 10.

Esto se realizará a través de la expansión de los fondos de un programa de crédito federal para el Financiamiento e Innovación en Infraestructura de Transporte (TIFIA), que respalda proyectos elegibles de importancia nacional y regional, donde el gobierno ofrece diferentes tipos de crédito. El proyecto de ley de transporte eleva los fondos de TIFIA en más de 900 millones de dólares, llegando a 2,000 millones hasta 2013.

“Si la Cámara de Representantes aprueba la medida, las agencias locales de tránsito de “América avanza rápido” serán elegibles para competir por 2,000 millones de dólares con las tasas bajas interés de TIFIA. En Los Ángeles esto permitirá crear 166,000 empleos acelerando los proyectos de trenes y buses”, dijo en una declaración, el alcalde de la ciudad Antonio Villarraigosa, quien realizó un cabildeo por meses en el Congreso, para darle impulso al tema.

En una conversación con La Opinión, Boxer agradeció principalmente al líder local. “Todavía recuerdo cuando el alcalde vino a verme. Tenía el respaldo de la Cámara de Comercio y los sindicatos. Pensé que 30/10 era una idea brillante [?] Tengo que agradecer muchísimo a Los Ángeles, porque esta idea rompió el hielo con el presidente del comité de transporte e infraestructura, John Mica (R-FL), quien fue a la ciudad y vio las posibilidades”, comentó Boxer.

Entre otros puntos, el proyecto de ley aprobado por el Senado, requiere que el Secretario de Transporte distribuya los fondos de ayuda federal asignados a los estados para los años fiscales 2012 y 2013. Esto financia planeación del transporte metropolitano, así como programas incluyendo el desempeño nacional de carreteras, mejoramiento de caminos y disminución de la congestión vehicular.

La propuesta impone medidas más estrictas en contra de delitos relacionados con el manejo bajo la influencia del alcohol. Por ejemplo, requiere que el Secretario de Transporte retenga un 2.5% de los fondos de los estados que no implementen o ejecuten leyes que prohiban la posesión de cualquier bebida alcohólica y su consumo en una carretera pública.