Gran desencanto entre votantes de Chicago

La participación en estas primarias fue la más baja en los últimos 70 años.
Gran desencanto entre votantes de Chicago
Ciudadanos votan en el colegio electoral situado en la iglesia Santa Cecilia de Arlington Heights, Illinois.
Foto: EFE

Chicago.- La participación ciudadana en las elecciones primarias de Illinois fue de tan solo un 24% en Chicago, informaron autoridades electorales. Esta cifra es la más baja que se ha tenido en una primaria presidencial en los últimos 70 años, lo cual sólo muestra el alto desencanto entre los votantes.

Para Langdon Neal, presidente de la Junta de Comisionados Electorales de Chicago, una de las razones del abstencionismo es que no había contiendas clave en el lado demócrata y eso hizo que los votantes no se sintieran atraídos.

Otra posible razón es que los ciudadanos se sienten asqueados de los políticos locales y de la maquinaria electoral de Chicago; y también la confusión generada por el cambio en los límites distritales de la zona.

El recientemente finalizado proceso de redistritación o rediseño en los mapas electorales cambió los representantes estatales en varios sectores de la ciudad.

Lali Aguilar, voluntaria del Partido Demócrata que repartió información a la salida del precinto ubicado en la Iglesia Saint Ann, en Pilsen, dijo: ”Todo fue rezonificado y mucha gente todavía está confundida de por quién están votando”.

“Por eso creo que para mucha gente esta elección ha sido más complicada que las anteriores”, agregó la joven.

Murieron los sueños de cambio. Los resultados de las elecciones, en lo que respecta a los funcionarios electos al Senado y la Cámara Baja, muestran que ganaron los políticos de larga trayectoria en los barrios y distritos con alta población de latinos.

Si bien para estas elecciones se vio un gran empuje de parte de una nueva generación de líderes, de los resultados de las peleas políticas más calientes de la ciudad se concluye que los votantes se apuntaron por las caras más conocidas.

El senador estatal por el primer distrito Antonio Muñoz, quien lleva varios años en el puesto, venció al abogado Adolfo Mondragón.

El representante estatal Edward Acevedo, quien lleva 15 años a la cabeza del distrito 2, obtuvo la victoria frente al activista comunitario Cuauhtémoc Morfin, y al pequeño empresario Joe Trutin.

La representante estatal por el distrito 24, Lisa Hernández, triunfó ante Robert Reyes, joven político quien trabajara con las oficinas del congresista Luis Gutiérrez y el senador Richard Durbin.

El actual representante estatal por el distrito 22, Michael Madigan, obtuvo una victoria aplastante ante la joven Michelle Piszczor.

En el distrito 39, la representante estatal María Antonia “Toni” Berrios, hija de Joe Berrios, importante político de la maquinaria demócrata, mantuvo su puesto y le ganó a Will Guzzardi.

El activista comunitario de La Vilita Raúl Montes Jr., quien quería ser senador estatal en el distrito 12, perdió ante Steven Landek.

En una de las contiendas más importantes en el condado de Cook, el concejal Ricardo Muñoz (D-22) perdió con un 33% ante Dorothy Brown, secretaria del Circuito de Cortés, quien obtuvo un 67%.

Y la única novedad fue que la experiodista Silvana Tabares le ganó por un pequeño margen de votos (52%) al activista comunitario Rudy Lozano Jr. (48%), por el puesto de representante estatal por el recientemente creado distrito 21.

Durante su campaña, Tabares recibió el respaldo de los concejales demócratas Edward Burke, George Cárdenas y Michael Zalewski; el senador estatal Martín Sandoval, la mayoría de alcaldes de suburbios cercanos y Juan Rangel, presidente de la United Neighborhood Organization (UNO) e importante aliado del alcalde Rahm Emanuel.