La gloria espera… a uno

Real Madrid enfrenta al Bayern Munich en busca de la final de la Liga de Campeones donde ya espera el Chelsea
La gloria espera… a uno
Cristiano Ronaldo (izq.) entrena con sus compañeros de cara al partido de vuelta semifinal de hoy ante Bayern Munich, que buscará emular al Chelsea.
Foto: AP

MADRID, España (EFE).- El Real Madrid busca 10 años después regresar, de la mano del portugués José Mourinho, a una final de la Liga de Campeones, con la obligación de ganar en el Santiago Bernabéu para alcanzar la final que espera al equipo más laureado o al anfitrión, un Bayern Munich que afronta el momento por el que apostó a todo o nada su campaña.

La imagen de Juan Gómez, ‘Juanito’, en un tifo gigante en un fondo del Bernabéu. El vídeo emotivo de Zinedine Zidane, héroe de la ‘Novena’ y las declaraciones de Iker Casillas y Cristiano Ronaldo.

Los jugadores, por Twitter, piden a su afición que dé el máximo en un día clave, el que marca el éxito de una temporada.

Kaká, Sergio Ramos, Cristiano Ronaldo, Esteban Granero, Álvaro Arbeloa y Xabi Alonso hicerion una cadena de mensajes por Twitter en la que piden para hoy el aliento del madridismo.

“Mañana [hoy] jugamos el partido más importante del año en el Bernabéu. Daremos todo, pero necesitamos algo más @SergioRamos”, escribió el brasileño Kaká, iniciando la cadena de mensajes.

El perfecto camino hacia la final del Allianz Arena tuvo un traspié en la ida de la semifinal. Lo mismo que ocurrió en el primer año de “Mou” en el Real. En aquella ocasión, rodeado de polémica, fue de local ante el Barcelona. Ahora, ante la derrota en Munich (2-1), le basta con ganar en su estadio para dar un paso más en la recuperación del prestigio perdido tras seis años sin pasar los octavos.

A la hora de la verdad, Mourinho se ha olvidado de rotaciones y cansancios y sólo un cambio se perfila, la posible entrada del brasileño Marcelo por el portugués Fabio Coentrao, uno de los más reforzados en el clásico por su marcaje a Dani Álves quitándose la espina del gol del triunfo del Bayern en un error en su defensa en el último minuto.

Los merengues necesitan anotar. Y lo han hecho en todos los partidos del que es un firme camino hacia la “Décima”. Los números juegan a su favor, aunque de poco le sirven a Mourinho.

En casa, en la Champions, ha ganado 10 de sus últimos 11 partidos, y ante equipos alemanes su balance es de 17 victorias, tres empates y dos derrotas.

Pero es el mismo objetivo con el que llega a Madrid el Bayern, que se juega toda su temporada con el deseo de ser el primer club de la historia que gana el título en su estadio. Es la vuelta del técnico que dio la “Séptima” Copa de Europa al madridismo: Jupp Heynckes.

La consigna parece ser entrar en el campo esperando que el Real salga al ataque, dejándole a los bávaros posibilidades de contragolpe, para lo que cuenta con la velocidad del francés Franck Ribery y del holandés Arjen Robben, quienes han firmado la paz entre ellos tras llegar a la manos.

El Bayern quiere hacer buenos los precedentes en semifinales. Hasta ahora se ha cruzado con el Real en cuatro ocasiones, y tres cayeron del lado germano.