A cercenar más programas de ayuda social

El gobernador Jerry Brown propone dramática ola de recortes para cerrar el nuevo déficit del estado

A cercenar más programas de ayuda social
Jerry Brown advirtió que los cortes propuestos podrían ser mayores si no se aprueba la iniciativa de aumentar impuestos.
Foto: AP

SACRAMENTO.- El gobernador Jerry Brown propuso recortes millonarios para cerrar el nuevo déficit de California de 15,700 millones de dólares. De ser aprobados por los legisladores, éstos implicarán una rebaja del 5% en el salario de los burócratas pero también más drásticos ajustes a las becas de los estudiantes para la universidad, a las cortes, al cuidado infantil, la salud y al cuidado de los más pobres.

Estos recortes ya representan un duro golpe, pero los grupos que representan a la educación, el sector salud y los más necesitados no quieren ni imaginar lo que pasará si los votantes no aprueban una iniciativa del gobernador para aumentar impuestos.

“Esto es muy preocupante dado que las escuelas han sido impactadas desproporcionadamente con recortes y retrasos en los pagos desde el declive económico del estado”, dijo Jill Wynns, presidente de la Asociación de Juntas Escolares de California (CSBA).

Al presentar su plan de gastos actualizado para el ciclo fiscal 2012-13, el gobernador propuso una semana de 38 horas a los burócratas en lugar de 40 horas, lo que en la práctica significará que trabajarán dos horas menos, y que algunas oficinas públicas cerrarían los viernes y habría días que podrían laborar hasta las 7 de la tarde.”Esto no lo impondremos a través de una orden ejecutiva sino que tenemos que negociarlo con lo sindicatos”, precisó Brown.

Sus recortes propuestos suman un monto total de 8,300 millones de dólares, pero advirtió que habría 6,300 millones de dólares más en ajustes automáticos a partir de enero si su iniciativa para aumentar siete años hasta por 3% los impuestos a los ricos y a las ventas no prospera en la elección de noviembre.

Los recortes por más de mil millones de dólares a Medical y otros programas de salud fueron vistos como un golpe al sistema de salud de California.

“Estos recortes se acumularán a los 15,000 millones en recortes a los servicios de salud y humanos hechos en los años recientes como la eliminación del servicio dental y los recortes a médicos, clínicas y hospitales”, dijo Anthony Wright de la organización Acceso a la Salud de California.

Detalló que el gobernador propone recortar las tarifas del plan de cuidado administrado del programa Healthy Families en 25.7% además de mandar a 875,000 ancianos con discapacidades al cuidado administrado y recortar millones de dólares más a hospitales y asilos.

Las universidades públicas no se vieron impactadas con recortes extra en la propuesta del gobernador, pero sí aumentó de 200 a 250 millones de dólares los cortes automáticos que enfrentará la Universidad Estatal de California y la Universidad de California si no se aprueba la iniciativa de aumento de impuestos.

Los Colegios Comunitarios sufrirían recortes por 300 millones de dólares. “Está claro que la aprobación de la iniciativa de impuestos en noviembre es la única manera de evitar el desmantelamiento de los colegios comunitarios”, sostuvo en un comunicado Jack Scott, rector de los Colegios Comunitarios.

Sobre los recortes a las cortes, la jueza presidenta de la Corte Suprema de California, Tani Cantil-Sakauye, los consideró devastadores. “Seriamente comprometen el acceso público a sus cortes y nuestra capacidad para proveer acceso equitativo a la justicia a través del estado”, indicó.

Para la oficina del jefe ejecutivo del condado de Los Ángeles la mayor preocupación es cómo van a financiarse los programas de salud y seguridad que el estado ha traspasado a los condados. “Sigue siendo un problema sin resolver para nuestro condado”, aseveró T. Fujioka, jefe ejecutivo de Los Ángeles.

No todo está dicho aún sobre la propuesta del gobernador, los legisladores tienen hasta el 15 de junio para aprobar un presupuesto y si no les gustan los recortes pueden proponer alternativas.

Brown adelantó que las negociaciones serán tensas mientras que el líder del Senado, el demócrata de Sacramento, Darrell Steinberg, señaló que propondrán recortes más leves a los servicios sociales, cortes y ayuda financiera para la universidad.

La líder republicana en la Asamblea, Connie Conway, consideró el plan del gobernador como una estrategia para hacer tontos a los californianos y que acepten un costoso aumento de impuestos.