Breves del país

El censo de 2010 en Estados Unidos no contó a más de 1.5 millones de personas pertenecientes a minorías raciales, especialmente africanoestadounidenses e hispanos, habitantes que alquilan sus viviendas y jóvenes, aunque mayormente sus cifras fueron precisas. La Oficina del Censo difundió ayer una extensa valoración de su recuento de la población de EEUU; aclaró que no contó al 2.1% de los africanoestadounidenses ni al 1.5% de los hispanos, que juntos suman 1.5 millones de personas no contabilizadas. El sur del país, encabezado por el Distrito de Columbia, Texas, Georgia, Virginia, Carolina del Norte y la Florida, fueron los estados más afectados por esas deficiencias numéricas. El centro y noreste del país fueron los menos.

El político Colin Powell, que fue secretario de Estado de George W. Bush entre 2001 y 2005, mantuvo ayer la incógnita sobre si repetirá el apoyo que dio a Barack Obama en su anterior campaña presidencial. El mismo político que admitió haber llorado de emoción con la victoria de Obama en 2008 se ha mostrado menos convencido cuatro años después. “Me gusta guardarme una bala en la recámara”, dijo ayer con la expresión equivalente en inglés en la cadena MSNBC.