Apagan fiesta… a Kings de LA

Los Devils hacen 'diablura' y devuelven serie a NJ
Apagan fiesta…  a Kings de LA
Adam Henrique (14) anota el tercer gol sobre Jonathan Quick (32) en el tercer periodo del juego 4.
Foto: AP

¡Y no hubo fiesta! Adam Henrique anotó el gol que desempató ayer el partido cuando faltaban 4:29 minutos por jugar, Martin Brodeur se lució con 21 salvadas, y los Devils de Nueva Jersey derrotaron anoche a los Kings de Los Ángeles por 3-1 para evitar la barrida en la final de la Copa Stanley.

Patrik Elias e Ilya Kovalchuk también marcaron goles en el tercer período para los campeones de la Conferencia Este, los Devils, que con su triunfo obligaron a la NHL a regresar la Copa Stanley de nuevo en su base para realizar otro largo viaje.

Después de dos tensos períodos sin anotaciones en frente de miles de delirantes fanáticos que esperaban ver a sus Kings ganar el primer título de sus 45 años de historia.

Elias anotó el 1-0 tras un rebote cuando faltaban 12:04 minutos para que terminara el encuentro, pero Drew Doughty igualó con un poderoso disparo para los Kings sólo 1:02 minutos más tarde.

Henrique volvió a poner arriba a la visita al marcar luego de recibir un pase de David Clarkson, y Kovalchuk puso las cifras definitivas de 3-1.

El juego 5 se disputará este sábado a las 5:00 de la tarde (hora de Los Ángeles).

Devils vs Kings

Fue una noche decepcionante para los seguidores de los Kings de Los Ángeles tanto dentro como fuera del Staples Center.

En el interior, 18,867 seguidores fueron testigos de cómo los Kings no pudieron conseguir una barrida dentro de la Copa Stanley sobre el cuadro de Nueva Jersey.

Afuera, miles de aficionados que se habían reunido para lo que esperaban sería una ocasión histórica abandonaron sin problemas la zona.

Ninguna de las grandes pantallas de todo el Staples Center mostró el juego, y decenas de policías, con el dispositivo de seguridad implementado, sólo mantuvieron a los aficionados cerca de la plaza.

Ray Reyes, de 45 años, afirmó que es un fan de toda la vida de los Kings y que había llegado al centro para formar parte de lo que esperaba un histórico festejo, pero agregó que hubiera preferido quedarse en casa viendo el juego por televisión.