Holanda a matar o morir

Subcampeona del mundo tratará de vencer a Alemania para poder seguir

Después de su sorprendente derrota ante Dinamarca en el estreno (0-1), la selección holandesa se la juega hoy en la Eurocopa ante uno de sus históricos rivales, Alemania, en un partido en el que los “oranje” no tienen prácticamente margen de maniobra.

Holanda y Alemania son “enemigos habituales”, una rivalidad repetida en el concierto europeo y mundial entre vecinos, entre equipos que son referentes en el futbol.

Pero ambos llegan en situaciones diferentes.

Holanda tras una dolorosa derrota, Alemania después de superar a Portugal. El seleccionador holandés Bert van Marwijk tiene que dar una vuelta de tuerca a su equipo.

Recuperará a Joris Mathijsen y de esta manera contará con la pareja de centrales titular, una vez subsanados los problemas físicos del defensa del Málaga.

En las bandas, no habrá sorpresas. A pesar del mal partido de van der Wiel, el lateral derecho del Ajax continuará en su puesto, así como el joven Willems. Más cambios podrían producirse en el centro del campo.

La dinámica de Alemania es diferente. El equipo de Joachim Löw llega al duelo con la tranquilidad que le da la victoria ante Portugal y con la posibilidad de sentenciar la clasificación y, de paso, deshacerse de un equipo que sobre el papel es un aspirante al título.