Miles silencian la Quinta Avenida contra Stop and Frisk en NY

Los manifestantes se hicieron sentir para condenar lo que consideran una práctica injusta y discriminatoria

NUEVA YORK — Poco a poco fueron llegando hasta formar una ola de miles de personas a lo largo de Quinta Avenida de Manhattan con un solo objetivo: intervenir en la marcha más multitudinaria contra el “Stop and Frisk” (parar y revisar) que se ha visto hasta ahora en Nueva York.

El silencio absoluto y “hablando” solo con pancartas, los manifestantes se hicieron sentir para condenar lo que consideran una práctica injusta y discriminatoria contra las minorías.

“Nosotros tenemos ya una cicatriz que no se va a poder cerrar”, manifestó Eduardo Ruiz, uno de los participantes, intentando no levantar mucho la voz, para no romper el pacto del silencio.

“Pero yo marcho hoy por mis hijos, para que puedan vivir en un país en el que no te humillen ni atenten contra tu libertad por el color de tu piel”, agregó.

La marcha avanzaba esta tarde con destino a la mansión del alcalde Michael Bloomberg, donde hará una parada.

El años pasado cerca de 700,000 personas fueron paradas y cateadas en Nueva York.

Según la Unión de Libertades Civiles (NYCLU), nueve de cada diez personas interrogadas bajo esta práctica resultan ser inocentes.

Además, en la mayoría de los casos los cateos se dirigen a personas procedentes de las minorías: hispanos y afroamericanos.