Chicago sólo multará a poseedores de marihuana

Aprueban ordenanza que elimina detenciones por posesión de pequeñas cantidades de marihuana
Chicago sólo multará a poseedores de marihuana
En la actualidad, la posesión de hasta 15 gramos de marihuana se castiga con hasta seis meses de cárcel y 1,500 dólares de multa.
Foto: Ricardo Ibarra / El Mensajero

CHICAGO (EFE).- La Policía de Chicago multará a partir del 4 de agosto a los poseedores de pequeñas cantidades de marihuana en lugar de detenerlos, según una ordenanza aprobada hoy por el Concejo Municipal.

Por 43 votos a favor y tres en contra, los concejales aprobaron la iniciativa del alcalde de la ciudad, Rahm Emanuel, de imponer multas de entre 250 y 500 dólares a quienes sean sorprendidos con hasta 15 gramos de marihuana.

En la actualidad, los infractores arriesgan hasta seis meses de cárcel y 1.500 dólares de multa.

El superintendente de Policía, Gerry McCarthy, dijo a los periodistas que la ordenanza no legaliza el consumo de marihuana, sino que establece una nueva manera de encarar el problema.

Aclaró además que no todos los infractores calificarán para un tratamiento más leve, porque los menores de 17 años serán igualmente detenidos y también aquellos que fumen marihuana en instalaciones escolares o parques públicos.

McCarthy dijo que en el 90 por ciento de los casos, los actuales arrestos por posesión de marihuana no terminan en cargos criminales.

Emanuel hizo algunos cambios en la propuesta inicial para contemplar preocupaciones de algunos concejales sobre un supuesto ablandamiento de su Administración ante el problema.

Es por eso que aquellos que sean multados tendrán que participar obligatoriamente en servicio comunitario y en programas educativos sobre la peligrosidad del consumo de drogas.

Uno de los tres votos negativos fue del concejal puertorriqueño Roberto Maldonado (D-26), quien dijo que la ordenanza enviaba un mensaje equivocado a los menores de edad.

“Creo firmemente, y espero equivocarme, que vamos a ver un incremento en el uso público de la marihuana. Yo no quiero que mis hijos crezcan pensando que está bien poseer marihuana”, dijo antes de la votación.

A su vez, su colega Daniel Solís (D-25), uno de los patrocinadores de la ordenanza, dijo que con las nuevas disposiciones se pondrá fin al actual sistema, que puede suponer a los policías hasta cuatro horas por un procesamiento simple de detención.

Solís dijo que las más afectadas son las minorías, cuyos jóvenes terminan con antecedentes policiales que luego les complica la vida cuando buscan trabajo o una vivienda pública.

La aprobación de la ordenanza fue apoyada hoy por Toni Preckwinkle, presidenta de la Junta de Comisionados del Condado de Cook, donde se asienta Chicago.

En un comunicado dijo que el voto favorable era “un paso promisorio en la dirección correcta”, por considerar que las “políticas injustas sobre drogas son un escollo para el sistema judicial, la Policía y el sistema carcelario”.