EEUU en el último paso

Argentina y Estados Unidos disputarán hoy una de las semifinales del baloncesto masculino en las Olimpiadas
EEUU en el último paso
Gran ambiente priva en el quinteto estadounidense. Aquí LeBron James lo demuestra.
Foto: AP

LONDRES .- Argentina y Estados Unidos, una de las grandes rivalidades olímpicas de la última década, disputarán hoy una de las semifinales del baloncesto masculino en los Juegos de Londres tras su enfrentamiento en la fase preliminar que acabó con triunfo norteamericano por 97-126.

Ambos conjuntos se enfrentaron dos veces en estos días. En la antesala de los juegos, Estados Unidos venció a duras penas 86-80 en un amistoso en Barcelona, y luego confirmó su superioridad con un 126-97 en la fase clasificatoria en Londres, aunque los primera dos cuartos fueron muy parejos.

El encuentro supone la reedición de la semifinal de los Juegos de Atenas 2004, que acabó con victoria albiceleste por 89-81, y la de Beijing 2008, a favor de los estadounidenses por 81-101.

“Forman un mejor equipo unidos que si sólo tenemos en cuenta la suma de sus individualidades, y estamos hablando de dos de los mejores jugadores de la historia del baloncesto internacional como Luis Scola y Emanuel Ginóbili”, admitió el técnico estadounidense Mike Krzyzewski.

Ambos equipos se han medido en dos ocasiones en las últimas semanas. Primero en un encuentro amistoso disputado en Barcelona y resuelto con un apretado 86-80 para los de las barras y las estrellas, y después la paliza por 29 puntos del pasado día 6.

“Hemos jugados dos partidos duros contra ellos recientemente y esperamos que éste sea el más difícil de todos ellos”, manifestó “Coach K”.

Por su parte, el alero Carlos Delfino admitió la dificultad del examen al que será sometido el quinteto argentino.

“Si tenemos un uno por ciento de posibilidades de ganarles, daremos nuestro mejor esfuerzo para eso que suceda”.

Argentina fue capaz de derrotar a Estados Unidos dos veces en la última década: en el Mundial de 2002 y en los Juegos de Atenas 2004.

Aquel resultado en el Mundial de 2002 de Indianápolis supuso la primera derrota para Estados Unidos tras 58 partidos disputados entre competiciones internacionales y olímpicas.

Por su parte, Julio César Lamas, seleccionador argentino, ya avisó tras el último duelo ante Estados Unidos que para ganar es necesaria una actuación “excelente, casi perfecta”, durante los 40 minutos, en los que necesitarán dominar siempre el ritmo de partido.

“Por ahí pasarán nuestras opciones. Estados Unidos es el único equipo que está por encima del resto. La última vez jugamos sólo dos cuartos ante ellos; ahora necesitamos que sean los 40 minutos para poder pensar en ganarles”, dijo.

El equipo argentino se ha conjurado para lo que queda de competición y, según desveló Andrés Nocioni a través de su Twitter, “los longevos” se cortarán el pelo al cero si Argentina logra alcanzar el medallero una vez más.

“Vamos por la medalla, vamos a buscarla. Estamos a un partido. En esta instancia la clave es ganar como puedas”, apuntó Luis Scola, uno de los supervivientes del Mundial de 2002 junto a Ginóbili y Nocioni.

Ahora buscarán de nuevo romper con todas las barreras y volver a hacer historia.

?>