Alcalde da $275 mil a fondo de becas para indocumentados

Alcalde Rahm Emanuel anuncia fondos privados para educación universitaria de indocumentados en Illinois.
Alcalde da $275 mil a fondo de becas para indocumentados
El alcalde de Chicago, Rahm Emanuel, en Navy Pier.
Foto: EFE

Chicago.- El alcalde de Chicago, Rahm Emanuel, anunció que ha recaudado 275.000 dólares en contribuciones privadas para el fondo del Dream Act de Illinois que financiará la educación universitaria de 100 jóvenes indocumentados.

El anuncio fue realizado ante miles de jóvenes reunidos ayer en el salón de fiestas del Navy Pier, uno de los principales centros turísticos de la ciudad, para inscribirse en el registro de la acción diferida de Inmigración.

”En este día histórico, cuando los estudiantes indocumentados pueden aspirar por primera vez a alcanzar el sueño americano mediante una mejor educación, me complace anunciar estas importantes donaciones”, dijo Emanuel.

Según informó, 100.000 dólares fueron aportados por el presidente de la cadena Univisión, Haim Saban; 25.000 por la empresa Western Union y 150.000 corresponden a fondos sobrantes de la organización de la reciente cumbre de la OTAN en Chicago, también donados por privados.

El alcalde dijo que estos fondos permitirán que unos 100 jóvenes completen el primer año en los Colegios Comunitarios de Chicago, donde pueden adquirir conocimientos “para enfrentar las crecientes demandas laborales”.

Los 7 colegios comunitarios de Chicago, que dependen de la Municipalidad, ofrecen un programa de carreras vocacionales y de acceso a cursos universitarios de cuatro años de duración.

El apoyo de Emanuel al fondo aprobado hace un año por la Asamblea Legislativa de Illinois se realiza a través de su Oficina Nuevos Americanos, que se encarga de apoyar a los inmigrantes con iniciativas que van desde educación a consejería para instalar negocios.

El fondo fue una respuesta local a la Dream Act original estancada en el Senado federal, y es apoyado por los presidentes de 10 universidades, los colegios comunitarios de Illinois y decenas de organizaciones comunitarias.

Se estima que la inscripción comenzaría a partir de febrero próximo y las primeras becas se distribuirían a partir de mayo de 2013.

La comisión encargada de administrar el fondo, que comenzó a trabajar seis meses después que el gobernador de Illinois, Pat Quinn, promulgara la ley el 1 de agosto de 2011, informó que el proceso se ha demorado por tratarse de una ley sin precedentes que obligó a crear una organización sin fines de lucro para recaudar el dinero.

Para ser elegibles, los estudiantes tienen que haber vivido con sus padres mientras asistieron a la secundaria en Illinois, obtenido su diploma de secundaria o equivalente en Illinois y estudiado en el estado durante por lo menos tres años.

La comisión, además de coordinar el programa de becas, se encarga de capacitar a personal en las escuelas, trabaja con los encargados de matriculación y ayuda financiera en universidades y con consejeros de secundarias en todo el estado, para ayudar a los estudiantes a conocer las oportunidades educativas disponibles.

Además de los fondos anunciados por el alcalde, la comisión contaría con otros 100.000 dólares aportados por empresas y privados.

Tanya Cabrera, presidente de la comisión, dijo que se trabaja actualmente en el proceso a seguir para elegir a los beneficiarios de las becas.

”Debemos decidir si comenzamos con estudiantes de primer año, o si también se beneficiará a quienes ya estudian. Además, qué factores se considerarán para dar una beca, la necesidad económica, las calificaciones u otros elementos”, declaró.

Cabrera dijo que para la comisión sería fundamental un compromiso con las universidades para seguir apoyando a los estudiantes que ingresen con becas, y evitar que se queden sin apoyo económico en la mitad de la carrera.

La Coalición de Illinois para los Derechos de Inmigrantes y Refugiados (ICIRR) calcula que en el estado hay unos 90.000 indocumentados que necesitarían ayuda para cursar estudios universitarios.