Con olor a playoffs

Los Orioles dejan tendidos a Rays en 14 episodios

Los jugadores de Baltimore se avalanzan sobre Manny Machado (segundo de la izq.) después de que éste conectara el hit dorado.
Los jugadores de Baltimore se avalanzan sobre Manny Machado (segundo de la izq.) después de que éste conectara el hit dorado.
Foto: AP

BALTIMORE, Maryland (AP).- Manny Machado bateó un sencillo que empujó la carrera decisiva en la decimocuarta entrada, y los Orioles de Baltimore superaron ayer por 3-2 a los Rays de Tampa Bay, para barrerlos en la serie de tres partidos y permanecer en el primer puesto de la División Este de la Liga Americana.

Con su 81ra victoria en la temporada y la 13ra seguida en extrainnings, los Orioles pusieron fin oficialmente a un récord indeseable de la franquicia, que llevaba 14 campañas consecutivas con más derrotas que triunfos.

Baltimore (81-62) comenzó la jornada empatado en el primer lugar con los Yanquis de Nueva York que ayer vencieron por blanqueada de 2-0 a los Medias Rojas de Boston.

Los Rays cayeron a cuatro juegos de la punta divisional, al sufrir otra derrota por una carrera y al carecer nuevamente de poder con el madero.

Tampa ha perdido 13 de 16 compromisos definidos por una sola carrera, incluido el del miércoles, cuando los Rays sucumbieron por 3-2.

Dieciséis lanzadores participaron en el juego, que duró cinco horas y 14 minutos.

El cuerpo de relevistas de Baltimore limitó a los Rays a cuatro hits en las últimas seis entradas y dos tercios.

Después de que los Orioles desperdiciaron una oportunidad en la que tuvieron las bases llenas sin outs en la 13ra entrada, Chris Archer (0-3) retiró a sus dos primeros rivales de la 14ta. Pero Adam Jones negoció un boleto y el venezolano Endy Chávez bateó después un sencillo. Machado siguió con una línea suave por la raya.

Machado, novato, anotó la carrera decisiva del encuentro del miércoles pasado.

Randy Wolf (2-0) se llevó la victoria al recetar un ponche en la parte alta de la 14ta entrada, cuando había dos corredores en las bases.

Al piloto de los Rays, Joe Maddon, se le preguntó cuál fue la diferencia entre los dos equipos y respondió que:

“El ejemplo de esto es cómo finalizó este partido. Ellos dispararon el hit decisivo y nosotros no pudimos. Tuvimos varias oportunidades, pero fuimos incapaces de hacerlo”.