Con la mirada atenta Michael Peña se une a Jake Gyllenhaal en ‘End of Watch’

Michael Peña y Jake Gyllenhaal, policías angelinos en 'End of Watch'
Con la mirada atenta Michael Peña se une a Jake Gyllenhaal en ‘End of Watch’
Michael Peña (izq.) acompaña a Jake Gyllenhaal en 'End of Watch'.
Foto: AP

MIAMI, Florida.— Poco a poco Michael Peña se ha ido convirtiendo en una de las figuras latinas más reconocidas de Hollywood.

Su nuevo filme, End of Watch, que se estrena mañana, sigue a dos policías de Los Ángeles (interpretados por Peña y Jake Gyllenhaal) que día a día tienen que enfrentarse a la arriesgada tarea de patrullar las zonas más inseguras de esa ciudad y perseguir a los grupos criminales más peligrosos.

“Cuando leí el guión quedé fascinado porque era una historia fantástica y diferente a todo lo que se ha hecho”, dijo Peña en una entrevista reciente . “Inmediatamente dije: ‘Voy a hacerla’. Hoy me siento afortunado de haber estado en la película”.

El actor nacido en Chicago de padres mexicanos explicó que otro aspecto que lo cautivó de la historia es que pudo sentirse de inmediato identificado con su personaje, el oficial Zavala.

“Había muchas cosas que tenían que ver conmigo porque el papel es el de un hombre casado, que está esperando un bebé y yo tengo mi hijo. Sentí que esto era algo que se asemejaba mucho a mí. Así que muchas cosas estaban bien para esta película en particular”.

El filme, además de mostrar la trama policiaca, logra plasmar de manera realista el lado humano de los protagonistas, su vida familiar, su amistad, su intimidad.

“Durante cinco meses estuvimos ensayando con Jake para tener una relación muy cercana. Trabajamos muy duro para lograrlo, siempre teniendo en mente que teníamos que sentirnos como hermanos de madre diferente”, explicó el actor de 36 años. “Sin esa hermandad sería otra película más de acción”.

Peña, quien ha trabajado con directores destacados como Oliver Stone, Clint Eastwood, Robert Redford y Paul Haggis, cree que la película va a gustar “a la audiencia, porque trabajamos muy duro para que las actuaciones se sintieran como una improvisación y que todo fuera muy real. Queríamos filmar algo parecido a un documental en donde se utilizan varios recursos como video de cámaras de mano, de seguridad o llamadas telefónicas”, explicó.

El actor, quien ha participado en más de medio centenar de producciones, tanto en cine como en televisión, entre las que se destacan Crash, World Trade Center, Million Dollar Baby, Babel y Lions for Lambs, asegura que su éxito y reconocimiento son fruto de su constante dedicación para desarrollar sus personajes. Sin embargo, reconoce que al principio tuvo que atravesar un camino difícil.

“Fue muy duro por mucho tiempo. He actuado por 17 años y los primeros diez vivía en un cuarto muy pequeño en donde solo tenía mi cama, una cocina y un clóset. En ese entonces sólo quería conseguir un trabajo; ahora sólo quiero buenos papeles porque no hay nada como tener un buen rol, filmar una escena difícil y tener la satisfacción de realizar algo que ni siquiera tú mismo sabías que podías hacer”, dijo al recordar que llegó a la actuación por “suerte” y los consejos de una amiga de su madre que le dijo que debería dedicarse a este oficio ya que era bueno con las imitaciones.

Peña aparecerá próximamente en Chávez, dirigida por el mexicano Diego Luna, en la que da vida a César Chávez, el líder sindical que luchó por los derechos civiles de los trabajadores del campo en Estados Unidos.