Combates se recrudecen

Sigue lucha por Siria y rebeldes derriban un avión

Combates se recrudecen
Un vehículo quedó totalmente destruido a consecuencia de un ataque rebelde en Damasco, Siria.
Foto: AP

EL CAIRO (EFE).- La lucha por el control de Siria se recrudeció en Damasco y sus alrededores y en Alepo (norte), donde los insurgentes derribaron un avión de combate, mientras la oposición unifica sus filas en Catar para una eventual transición.

Las principales ciudades del país fueron escenario de duros combates entre los rebeldes y las tropas del régimen, que prosiguieron con sus ataques aéreos contra las zonas en manos de la insurgencia.

En Alepo, los combatientes del Ejército Libre Sirio (ELS) lograron abatir un avión de combate que bombardeaba el barrio de Sheij Said.

Un portavoz del ELS, Sami Kurdi, dijo a Efe que el caza fue alcanzado por los disparos de baterías antiaéreas en los alrededores del aeropuerto militar de Nireb, cuyo control se disputan desde hace tiempo ambos bandos.

Este suceso fue confirmado por el opositor Observatorio Sirio de Derechos Humanos, que indicó en un comunicado que los rebeldes atacaron, además, un puesto militar de la provincia de Alepo.

Este grupo de derechos humanos también informó de que al menos quince personas murieron y decenas resultaron heridas en un bombardeo de las tropas gubernamentales contra la localidad de Beit Sehm, próxima a Damasco.

Por su parte, la red Sham y los Comités de Coordinación Local elevaron esa cifra de víctimas a 20 y 25 fallecidos, respectivamente, en esta zona, cuyo control tratan de recuperar fuerzas leales al régimen del presidente sirio, Bachar al Asad.

En Damasco, según dijo desde Catar el presidente del principal grupo opositor en el exilio, el Consejo Nacional Sirio (CNS), Abdelbaset Seida, los rebeldes “llegaron hoy hasta el corazón del régimen, donde bombardearon sedes gubernamentales, incluido el Palacio Presidencial.”

También en el barrio damasceno de Al Hayar al Asuad y en el cercano campo de refugiados palestinos de Yarmuk se registraron bombardeos y enfrentamientos entre ambos bandos.

En este sentido, el Ministerio sirio de Exteriores advirtió de que evitará cualquier intento de involucrar a los palestinos en la crisis siria y señaló que los “terroristas” han incrementado sus ataques últimamente en los campos de refugiados, entre ellos el de Yarmuk.

Por su parte, la agencia de noticias oficial siria, Sana, informó de que al menos tres personas murieron hoy, entre ellas una mujer, y otras siete resultaron heridas por el impacto de proyectiles lanzados por “grupos terroristas” en el barrio damasceno de Mezze.

Estos sucesos ocurren después de que en las últimas horas Damasco y sus alrededores fueran blanco de varios ataques, donde murieron una decena de personas.

Mientras la violencia prosigue en Siria, el Consejo Nacional Sirio mantiene desde hace tres días una cumbre en Doha para abrirse a otras facciones de la oposición y evitar su paulatina pérdida de credibilidad como representante de la oposición siria.