Más hispanos que nunca en la Cámara de Representantes

La Cámara de Representantes de Estados Unidos tendrá más hispanos que nunca antes en 2013.
Más hispanos que nunca en la Cámara de Representantes
Nueve nuevos representantes hispanos fueron elegidos a la Cámara de Representantes de EEUU en las elecciones del 4 de noviembre.
Foto: Archivo / EFE

WASHINGTON.- La Cámara de Representantes de Estados Unidos tendrá, cuando empiece el próximo período legislativo en 2013, más congresistas hispanos que nunca, tras haber sido elegidos el pasado martes nueve nuevos representantes pertenecientes a esta comunidad.

Además, el éxito de los políticos de origen hispano se repitió también en las cámaras estatales, en las que los latinos sumarán el próximo curso un total de 276 legisladores entre todos los senados y asambleas de los estados que conforman la Unión.

Los nuevos congresistas de la Cámara de Representantes federal (algunos de los cuales sustituyen a otros hispanos) se sumarán a los 19 que ya tenían silla en el Congreso y lograron la reelección, lo que dejará la Cámara Alta con un total de 28 hispanos para los dos próximos años, sobre el conjunto de 435 congresistas.

Los nueve nuevos congresistas hispanos pertenecen todos al Partido Demócrata, lo que deja un total de 23 latinos demócratas y cinco republicanos.

Distinto es el caso del Senado, donde los hispanos republicanos son mayoría, ya que la elección del nuevo senador por Texas, Ted Cruz -que se suma a su correligionario por Florida Marco Rubio-, deja a los conservadores con dos miembros hispanos, frente al único hispano demócrata, el senador por Nueva Jersey, Robert Menéndez.

Además, Cruz es el primer senador hispano que elige Texas, uno de los estados con mayor población latina de EE.UU.

“Los latinos han jugado un papel clave en la conformación del panorama político de este año”, aseguró el director ejecutivo NALEO, organización que agrupa a los cargos electos latinos, Arturo Vargas.

“Y los latinos demostraron su poder tanto como votantes como candidatos a un Congreso llamado a hacer historia”, sentenció en un comunicado.

El estado que más congresistas hispanos aporta en conjunto, tanto representantes como senadores, es California, con nueve, seguido de Texas, con siete, y Florida, con cuatro.

Arizona, Nuevo México, Nueva Jersey y Nueva York aportan dos cada uno y los estados de Washington, Illinois e Idaho, uno cada uno.

Es significativo el caso de Idaho, un estado extenso pero muy poco poblado del noroeste con poco más de un 10 % de población hispana que sólo aporta dos representantes a la Cámara Alta y uno de los cuales es hispano, el republicano Raúl Labrador.

Pero la presencia latina en el Legislativo no se limita a las cámaras federales y son muchos las asambleas estatales que, después del 6 de noviembre, también han visto incrementado el número de cargos electos hispanos.

NALEO, que calificó este incremento de “histórico”, recontó hasta 276 legisladores en las cámaras estatales, con 70 senadores y 206 miembros en las asambleas de cada estado. Entre todos, NALEO destacó la elección de políticos hispanos en distritos y estados que no son de mayoría latina, lo que, a su juicio, demuestra que “los hispanos pueden tener una amplia aceptación entre todas las etnias y comunidades”.

Se trata del caso de, por ejemplo, varios estados del noreste del país, el área conocida como Nueva Inglaterra, donde la presencia hispana no es abundante, pero en la que estados como Maine o Connecticut eligieron por vez primera el martes legisladores de origen hispano.

En Colorado, el congreso estatal contará para su sesión del año próximo con 12 hispanos, el número más alto desde 1980 y tres veces más que el número de legisladores estatales latinos en 2009.

En el caso de la Asamblea estatal de Nueva York, Gabriela Rosa será la primera mujer de ascendencia dominicana en ocupar un escaño en la Cámara Baja, tras imponerse cómodamente en las elecciones del martes.

Con la elección de políticos latinos, Estados Unidos se va adaptando poco a poco a una realidad cambiante, en la que la población de origen hispano ya suma más de cincuenta millones de habitantes, aproximadamente un 16 % del total de la población.