Debaten reforma de inmigración

Un 90 % de los demócratas apoya convertirla en ley

Debaten reforma de inmigración
Manifestantes por la inmigración marchan frente a la sede principal de la Oficina de Inmigración y Aduanas, en Phoenix, Arizona.
Foto: EFE

LEESBURG, Virginia.— El presidente del caucus demócrata en la Cámara de Representantes, Xavier Becerra (D-CA) aseguró ayer, que al menos un 90% de los legisladores de su partido apoyará una reforma migratoria integral.

El tema ha cobrado un nuevo protagonismo en la estrategia política para este año. La primera retirada anual del caucus demócrata en el Congreso 113, se inició ayer, con una sesión enfocada en este debate.

Por sólo tres días, los legisladores se escapan de Washington. Lo hacen para debatir sobre el tablero de ajedrez legislativo en el Congreso, alinear sus posturas y actuar en conjunto dentro del Capitolio.

Esta vez, las comodidades y vista panorámica de Lansdowne Resort, en Leesburg, Virginia, acompañaron las reuniones de trabajo del grupo de los representantes.

Al iniciarse el segundo período del Presidente Barack Obama, se espera que el partido refuerce más el ala liberal de su agenda. Sin embargo, su mayor desafío será recobrar la mayoría en la Cámara Baja, que actualmente se compone de 200 demócratas y 232 republicanos.

La retirada se centró en cuatro temas: reforma migratoria, el debate sobre recortes de presupuesto, control de armas y cambios en el electorado.

El panel de inmigración fue moderado por la congresista Zoe Lofgren (D-CA) y contó con la participación de Doris Meissner, excomisionada de INS; Karen Narasaki, directora ejecutiva de Asian American Justice Center; Angela Kelley, vicepresidente para inmigración de Center for American Progress; Alan Jenkins, director ejecutivo de Opportunity Agenda y Drew Westen, fundador de Westen Strategy.

“Hubo una gran cantidad de preguntas por parte de los miembros […] Creo que la mayoría entiende, que tienes que lidiar con la seguridad fronteriza, pero también con los indocumentados”, dijo Becerra.

“Lo demócratas están dispuestos a abordar todo esto, de manera que no quede parte de la estructura rota. Preferimos eso, en lugar de arreglar una línea de ensamblaje para luego, tener que cerrar los hoyos en otras áreas”.

“Hay un líder en la Casa Blanca que quiere concretar una reforma. Su predecesor también lo quería, pero no tenía a sus propias tropas, listas para esta batalla. El presidente Obama tiene a su partido listo para avanzar con él”, comentó a La Opinión.

Según fuentes que participaron en la sesión, el panel tocó áreas como el control de inmigración, la opinión del público y un análisis en el contexto de la elección, además de las prioridades para los votantes latinos.

“Hubo muchas preguntas enfocadas en política pública. Cómo funcionaría una reforma, inmigración legal y un programa de legalización”, explicó.