Por una mejor salud

Estudiantes participan en el programa llamado Falcon 4 Life

Alumnos  de la secundaria  Santee, se han comprometido a un programa de 10 semanas para bajar de peso.
Alumnos de la secundaria Santee, se han comprometido a un programa de 10 semanas para bajar de peso.
Foto: La Opinión - J. emilio Flores

Alrededor de 150 estudiantes de la secundaria Santee Education Complex se comprometieron ayer a participar en un plan de 10 semanas para perder peso y mejorar su condición física.

Durante ese tiempo los adolescentes serán monitoreados por doctores, nutricionistas y entrenadores para que logren sus metas.

Datos proporcionados por la vicedirectora, Yolanda Rangel, indican que el 90% de los estudiantes de esta escuela secundaria tienen sobrepeso o están obesos.

Alumnos como Daisy Villanueva, de 16 años de edad, estudiante del onceavo grado, aseguraron que quieren aprender a alimentarse mejor, perder peso y encontrar una actividad física que puedan hacer a largo plazo.

Daisy debería pesar entre 135 a 141 libras de acuerdo a su estatura y su edad, pero ahora pesa 233 libras.

“Siempre fui un poco grande, pero cuando tuve apendicitis subí como unas 50 libras, por la insulina que me dieron. El doctor me dijo que cuando me recuperara por completo seguramente bajaría de peso, pero no sucedió y comencé a subir más y más. Cuando me di cuenta ya estaba muy gorda”, dijo Daisy.

El año pasado ella se puso a dieta y logró perder alrededor de 35 libras por sí misma. Ahora, con la ayuda profesional que le ofrece este programa espera perder entre 30 a 40 libras en las 10 semanas.

“Estoy segura que puedo perder peso. Estoy segura que me puedo sentir mejor”, aseveró Daisy, quien también logróque sus dos hermanos Vidal, de 10 años, e Isela, de 12, se interesaran en el programa. Ambos tienen sobrepeso.

Hasta su padre, José Villanueva, participará en este reto, quien asegura que quiere apoyar a su hija en todo y que está seguro que ella va a bajar de peso porque logra lo que se propone.

El programa se llama Falcon 4 Life y está financiado por la Fundación San Miguel, el ala altruista de la red de Clínicas San Miguel. Esta clínica estará proveyendo el equipo médico para monitorear la salud de los jóvenes.

Los organizadores del programa evaluarán las necesidades médicas y de nutrición de los adolescentes, así como su nivel de actividad y su interés. Se ofrecerán varios tipos de actividades físicas como zumba, danza, fútbol, aeróbicos en agua, jiu jitsu y boxeo, entre otros.

Durante la inauguración de este programa ayer en el gimnasio, el Dr. Ramón Valdez, de la Fundación San Miguel, les pidió a todos los jóvenes que se pararan y les dijo que se sentaran a quienes conocían a alguien que padece de enfermedades cardiacas, cáncer y diabetes. Casi todos se sentaron.

“La diabetes y muchos tipos de cáncer están relacionados con la comida y con la falta de actividad física… lo que aprendan en este programa les servirá para toda su vida”, acotó el Dr. Valdez.

Los estudiantes participantes también recibirán créditos como si hubiesen tomado una clase de Salud.

“Estaremos llevando un récord para ver si este programa ayuda a que disminuya la ausencia escolar”, dijo Rangel, quien anticipa que la salud de los estudiantes mejorará junto con su condición física.