Chrysler 200 convertible, a prueba de manejo

Una experiencia mejorada y divertida bajo la conducción de un Chryslter 200 convertible.
Chrysler 200 convertible, a prueba de manejo
Los autos convertibles son casi tan seguros como los autos con techo rígido.
Foto: Chrysler

Chrysler Group LLC es parte del histórico grupo automovilístico de los Estados Unidos, hoy filial de la Fiat. Su sede se encuentra en Auburn Hills, Míchigan, Estados Unidos. Fabrica automóviles desde 1925.

Chrysler es el 13 de mayor fabricante de vehículos del mundo, según el ranking de OICA (Organization of Motor Vehicle Manufacturers).

Al principio del siglo XX el convertible fue el diseño por omisión. No fue sino hasta 1910 que Cadillac introdujo el primer automóvil de diseño cerrado. Una combinación de motores débiles y la percepción de que un automóvil así diseñado se asemejaba a un vagón, derivó en que no se tuviera mucha demanda por los automóviles de techo metálico en ese tiempo.

Hasta mediados de los años veinte, fueron los descapotables los vehículos más vendidos, ya que su construcción, por entonces más sencilla que los Sedan de carrocería cerrada, permitían una mayor facilidad técnica en su construcción y un precio más ajustado a los bolsillos de la época.

Más tarde, los convertibles se fabricaron con menos frecuencia, posiblemente debido a una combinación de factores, entre ellos, una exigencia del gobierno de Estados Unidos, a mediados de los años 70, para incrementar la seguridad en caso de vuelcos, lo que hizo dudar a los fabricantes acerca de su venta ante tales restricciones.

Hoy en día los convertibles son una moda. Los sistemas de seguridad han evolucionado tanto que su seguridad los hace como cualguier otro auto.

El Chrysler 200 Convertible del 2013 es un verdadero convertible de tamaño mediano, que ofrece asientos cómodos para cuatro adultos, artesanía elegante, dentro y por fuera, y la elección de dos motores con una experiencia de conducción mejorada, divertida y refinada.

El Chrysler 200 Convertible, sigue la tradición y los pasos de los LeBaron y Sebring que fueron sumamente populares en las tres últimas décadas.

Nuevo para el 2013, el Chrysler 200 convertible obtiene un mejor equilibrio y andar más controlado, gracias a que la barra estabilizadora delantera que se aumentó de 25 mm a 27 mm.

Estos ajustes sumados a una mejor amortiguación, mejoran la conducción y el control del cuerpo en movimiento.

El Chrysler 200 convertible está disponible en los modelos Touring, Limited y S.

Viene de serie con llantas de acero de 17 pulgadas, accesorios de potencia, espejos con calefacción, control de crucero, aire acondicionado, asiento conductor regulable en altura, volante inclinable y telescópico, un asiento trasero plegable y divisible 60/40 y un sistema de sonido de cuatro bocinas con reproductor de CD y una entrada auxiliar de audio.

El Touring añade una transmisión mejorada, asientos delanteros eléctricos de seis posiciones, faros automáticos, control de clima automático, un volante de cuero, el asiento del conductor eléctrico de ocho posiciones y un sistema de sonido de seis bocinas con radio por satélite.

El siguiente paquete, llamado Cold Weather, añade asientos delanteros con calefacción y el encendido por remoto. Opcional tanto en el Touring es el paquete de comando de voz Uconnect que contiene el teléfono Bluetooth y la conectividad de audio, un iPod y interfaz USB de audio y un retrovisor de atenuación automática. Una interfaz de audio con pantalla táctil que incluye reproducción de DVD de audio y almacenamiento de música digital es opcional.

Mientras que el Limited mejora los servicios del Touring, con faros antiniebla, un motor V6, tapicería de cuero y un sistema de sonido Boston Acoustics con seis bocinas. Las opciones incluyen un sistema de navegación con el tráfico en tiempo real. El convertible Limited puede equiparse con un techo duro retráctil.

El asiento trasero de la lista de arriba es una de las más espaciosas en el segmento, proporcionando fácilmente asientos funcionales para adultos. El 200 convertible también ofrece uno de los maleteros de más grandes dimensiones en el segmento, es enorme. Hablando del techo del convertible, puede ser una capota de lona convencional o un techo duro retráctil, que claro es más caro pero promete una mayor seguridad y mas aislamiento del ruido.

De cualquier manera, la parte superior de accionamiento eléctrico despliega o retrae en unos 30 segundos. El ruido del viento es impresionante subyugado con la punta hacia arriba.

El Chrysler 200 convertible viene de serie con frenos antibloqueo, control de tracción y estabilidad, reposacabezas activos y airbags laterales delanteros montados con protección para la cabeza.

El Instituto de Seguros para Seguridad en las Carreteras dio al 200 convertible una marca de “buena” en las pruebas de impacto lateral frontal de y de compensación.

El Chrysler 200 convertible se distingue de la manada con su maletero de generoso tamaño y su suave andar. Tiene más espacio para carga que modelos de la competencia como el Ford Mustang y el Volkswagen Eos.

La cabina también es bastante amplia, con suficiente espacio para las piernas traseras para dar cabida a los pasajeros del asiento trasero con comodidad, algo inusual para un convertible.

Por estas razones, espacio, comodidad y suave andar, se erige como uno de los mejores opciones en el segmento.

El Chrysler 200 Convertible es una alternativa muy interesante para los clientes que quieren las ventajas de una coupé y la verdadera libertad al aire libre de un convertible, todo por un precio accesible..

Precio: US $27,325 (touring) US$ 32,320 el limited y el S 32,820 (solo 500 $ más que el limited)

Consumo: 18 mpg ciudad, 22 mpg carretera con el motor de 4 cilindros 19 mpg ciudad, 29 mpg carretera con el motor de 6 cilindros