Pierde el Tri… Idilio con el gol

México debe ganar el martes o se prenderán alarmas
Pierde el Tri… Idilio con el gol
Carlos Salcido (izq.) y 'Maza' Rodríguez (der.) recogen su equipaje en la aduana al llegar la selección a la Ciudad de México.
Foto: AGENCIA REFORMA

MÉXICO, D.F.— El divorcio entre el Tri y el gol hoy es más evidente que nunca.

La selección mexicana vive su época más pobre en cuanto a anotaciones desde que participa en una fase final de Concacaf a visita recíproca, es decir desde la competencia rumbo a Estados Unidos 1994.

La escuadra de José Manuel de la Torre ha marcado apenas tres goles luego de los primeros cinco partidos de eliminatoria, para un pobre promedio de .6 goles por encuentro.

Antes de esta marca, lo más bajo que tenía la selección tras sus cinco cotejos iniciales en busca del boleto a un Mundial se dio en el proceso anterior, Sudáfrica 2010, pero anotaban 1.2 dianas por juego, el doble de la cifra actual.

De hecho, esta es la primera ocasión en que el Tricolor se va en blanco en tres de los primeros cinco duelos en el arranque de un Hexagonal, lo que refleja claramente los problemas de contundencia de la escuadra del “Chepo”.

Por si fuera poco, en 2013 ni siquiera en los partidos amistosos la escuadra nacional ha logrado un romance con el gol, pues en tres cotejos de este tipo suma tres dianas, para un promedio de un tanto cada 90 minutos, que si bien es superior al del Hexagonal, no es nada para presumir.

México anota en el presente año .75 goles por encuentro, sumando los de eliminatoria y los de preparación, lo que debiera ser suficiente para que se prendieran las luces de alarma, sin embargo, tanto el técnico nacional como los jugadores lo toman con relativa calma y aseguran que las anotaciones llegarán.

De los 6 goles del Tri en el año, cuatro han sido obra de Javier Hernández, uno de Aldo de Nigris y el otro de Marco Fabián, lo que deja en claro que el aporte de los volantes, medios y de los defensas que se suman al ataque en las jugadas a balón parado ha sido nulo.

Luego de la mitad del Hexagonal Final de la Concacaf, México se ubica en el tercer lugar con siete puntos y tiene un partido más que los punteros, por lo que para remontar posiciones el Tri necesita cerrar fuerte.

La selección nacional necesita revivir su romance con el gol, “Chepo” de la Torre está obligado a encontrar variantes y un estilo más adecuado para que las anotaciones acompañen nuevamente a la escuadra verde.

Ante Costa Rica, el martes, México debe reencontrar la contundencia y ganar, pues cualquier otro resultado prenderá las alarmas y ya no habrá discurso capaz de apagarlas.

La selección mexicana llegó ayer procedente de Panamá, pero no dio declaraciones.

Los integrantes del plantel salieron por una puerta trasera del Aeropuerto de la Ciudad de México, y abordaron el camión que los trasladó al Centro de Alto Rendimiento.