Paraguay confundido

Mantiene decisión de condenar la suspensión del Mercosur, que considera injusta
Paraguay confundido
El presidente electo de Paraguay, Horacio Cartes, durante su intervención en un desayuno-coloquio con empresarios españoles.
Foto: authors

ASUNCION, Paraguay (AP).— Las autoridades paraguayas manifestaron su confusión ante el anuncio del Mercosur de que la dirección temporal del bloque será asumida por Venezuela luego de que el mandatario caribeño Nicolás Maduro expresara que estaba a disposición de Paraguay.

El viernes se realizará en Montevideo, Uruguay, la cumbre de mandatarios de Mercosur con la ausencia de Paraguay, suspendido desde junio de 2012 en castigo por la destitución del entonces presidente Fernando Lugo en un juicio político en el Senado. Con Paraguay inactivo, los presidentes de Argentina, Brasil y Uruguay autorizaron la incorporación de Venezuela que Paraguay aún no había aprobado.

El presidente electo de Paraguay, Horacio Cartes, propuso a comienzos de mes que la próxima cumbre del Mercosur declare un cuarto intermedio hasta el 15 de agosto, cuando asumirá el poder, para resolver la situación de Paraguay.

Pero ante la asunción de Venezuela al frente del bloque, el canciller paraguayo José Félix Fernández comentó en conferencia de prensa la noche del martes que esto “no construye para nada, más bien dificulta la vuelta de Paraguay”.

El canciller sostuvo que Paraguay mantendrá su decisión de condenar la suspensión, que considera injusta e ilegal, y la incorporación de Venezuela al Mercosur sin la aprobación del Congreso paraguayo “tal como establecen los reglamentos de la unión aduanera”.

Fernández sostuvo además que la decisión de ceder la presidencia temporal a Venezuela también “violenta la búsqueda de soluciones que planteaba el presidente Horacio Cartes” al pedir un cuarto intermedio hasta su asunción.

Eladio Loizaga, uno de los asesores de Cartes para asuntos de política exterior, afirmó el miércoles que “el ofrecimiento de Maduro nos llegó sólo a través de la prensa internacional y no por los conductos normales”.

Con el ingreso de Venezuela, el Mercosur sumó 70% de la población total de América del Sur, con unos 270 millones de habitantes, y 83% del Producto Interno Bruto sudamericano, equivalente a unos 3,3 trillones de dólares, según cifras oficiales.