Autopista I-5 reabre tras accidente de cisterna de gasolina en Los Ángeles

Un camión cisterna volcó, derramó su carga de gasolina y se incendió en la conexión de las carreteras estatales 2 y 5 hacia el sur, cerca de Glendale en Los Ángeles

Un camión cisterna volcó, derramó su carga de gasolina y se incendió en un intercambio de autopistas cerca de Dodgers Stadium.
Un camión cisterna volcó, derramó su carga de gasolina y se incendió en un intercambio de autopistas cerca de Dodgers Stadium.
Foto: AP

LOS ÁNGELES. – El tráfico se detuvo por millas el sábado en la Interestatal 5, cerca del centro de Los Ángeles, durante varias horas debido a que un camión cisterna volcó, derramó su carga de gasolina y se incendió en un intercambio, según funcionarios de la Patrulla de Carreteras de California.

Los bomberos respondieron a una llamada a las 10:31 am sobre el incendio que estalló en un paso subterráneo de túnel, en la conexión de las carreteras estatales 2 y 5 hacia el sur, cerca de Glendale.

El fuego encendió malezas cerca de la autopista y la carga de 7,500 litros corrió hacia el río de los Ángeles y los sistemas subterráneos.

El tráfico se atascó en los alrededores del centro, incluyendo el Dodger Stadium que tenía un partido programado para comenzar a las 4 pm.

Muchos conductores tuvieron que desviarse a la autopista 101, en busca de una ruta alternativa.

Los primeros informes de una víctima mortal en el túnel del CHP se corrigieron tras una nueva investigación realizada por los bomberos. No se han reportado víctimas ni lesionados.

Los bomberos advierten al público de peligro cerca de las tapas de alcantarilla y desagües pluviales en la zona, debido a que la gasolina derramada podría provocar que broten llamas de los conductos subterráneos.

Geoff Reyes, residente de Silver Lake, dijo que estaba trabajando en su jardín cuando oyó fuertes explosiones en el lugar del accidente, a unas 300 yardas de distancia.

Después de ver el humo, tanto él como muchos vecinos se acercaron al fuego para tener una mejor visión, antes de escuchar dos o tres estallidos fuertes.

“Fue un poco raro porque el fuego había comenzado antes y pensamos que no habría más explosiones”, dijo Reyes.

Reyes, su esposa y dos hijos tuvieron que salieron de su casa para evitar la inhalación de los humos y se sorprendieron al encontrar que la policía había bloqueado la calle con una cinta amarilla, aunque los vecinos no habían sido evacuados.

La policía dijo que los estallidos fueron causados por tapas de registro de alcantarillas que estallaron, y advirtieron que se mantuviera alejado de ellas, dijo Reyes.

Reyes dijo que él y su familia se les dijo que podían irse, pero que no regresará hasta que el área se considere seguro.