Baja reclamo de desempleo

El Departamento de Trabajo dijo  que el promedio de personas que solicitaron beneficios el último mes cayó en 6,250 a 335,500.
El Departamento de Trabajo dijo que el promedio de personas que solicitaron beneficios el último mes cayó en 6,250 a 335,500.
Foto: AP

EDITORES: Con AP Fotos.

WASHINGTON D.C.— El número de estadounidenses que solicitaron beneficios por seguro de desempleo en las últimas cuatro semanas cayó a su menor nivel en casi seis años, indicio de menores despidos laborales.

El Departamento de Trabajo dijo que el promedio de personas que solicitaron beneficios el último mes cayó en 6,250 a 335,500, el nivel más bajo desde noviembre del 2007, un mes antes de comenzar la última recesión.

El promedio de cuatro semanas elimina las fluctuaciones.

Las solicitudes de beneficios aumentaron la semana pasada en 5 mil a 333 mil desestacionalizadas, un incremento ligero con respecto a la semana anterior, cuando cayó a su nivel más bajo en cinco semanas y media.

La merma en el promedio de cuatro semanas es un síntoma esperanzador para el mercado laboral. Las solicitudes, reflejo de los despidos, han bajado más de un 10% desde comienzos de año. Ello hizo aumentar el crecimiento neto de puestos de trabajo este año, que muestra el número de personas contratadas menos las despedidas o las que abandonaron sus trabajos.

Los economistas confían que la merma de los despidos pueda conducir a un fortalecimiento del mercado laboral. La economista Jennifer Lee, de la firma BMO Capital Markets, dijo que la caída mensual fue “desde luego una noticia muy buena”.

Empero, el economista Bricklin Dwyer, de BNP Paribas, advirtió que los reclamos por desempleo han ilustrado solamente una modesta recuperación del mercado laboral. “En relación con el crecimiento laboral, hemos visto una falta de relación entre el nivel de contratación y de los despidos”, dijo Dwyer.

La patronal agregó 162 mil empleos el mes pasado, la menor cuantía desde fines de marzo, y la mayor parte de esa expansión tuvo lugar en empleos fabriles de escasa remuneración o empleos a tiempo parcial. Desde enero, la economía sumó un promedio de 192 mil empleos al mes.

Empero, aunque la patronal no ha recurrido ya a los despidos, muchas empresas se muestran reacias a ampliar sus plantillas laborales debido al aumento de los impuestos, la reducción de los gastos federales y el lento crecimiento global.

Los despidos han tenido un promedio de 1.5 millones al mes hasta fines de junio, menos que los 1.77 millones en 2006.

Empero, la contratación en junio bajó en 289 mil a 4.2 millones, según las últimas cifras disponibles. La cifra es menor a la del año anterior y la mayor contracción mensual desde junio del 2010.

El índice de desempleo bajó en julio al 7.4%, su nivel más bajo en cuatro años y medio. La cifra sigue siendo muy superior a la del 5% al 6% relacionada con una economía normal.