El Oeste es de ellos

Rangers pierden y A's logran segundo cetro al hilo

El Oeste es de ellos
Ryan Cook (der.) y Jesse Chávez festejan con champaña el título divisional de la novena verde-amarilla.
Foto: AP

OAKLAND (AP).— Coco Crisp bateó un jonrón de tres carreras, Daric Barton y Jed Lowrie añadieron otros solitarios y los Atléticos de Oakland vencieron ayer 11-7 a los Mellizos de Minnesota y se aseguraron su segundo cetro consecutivo en la División Oeste de la Liga Americana.

Oakland se llevó su 16ta corona divisional y aseguró su 25ta comparecencia en los playoffs cuando Texas perdió 4-0 ante Kansas City.

Sonny Gray (4-3) permitió cuatro carreras y siete hits en cinco entradas por Oakland. Los Atléticos anotaron seis carreras en el segundo inning y una en cada uno de los cinco siguientes, para preparar las cosas para su celebración.

Evan Scribner ponchó a Josmil para el último out, y los Atléticos salieron corriendo al terreno para celebrar.

Fue una escena bien diferente del año pasado, cuando Oakland ganó el Oeste en el último día de la campaña regular venciendo a Texas para completar una dramática barrida. El camino a la postemporada fue menos sorprendente, pero igualmente extraordinario.

Oakland abrió la campaña con la cuarta nómina menos costosa de las Grandes Ligas, en apenas 65 millones de dólares. Son un equipo formado mayormente por jugadores anónimos y en ascenso.

Y su estadio es una instalación vieja en la que aguas sucias se filtraron varias veces a los camerinos este verano.

Oakland ha ganado cuatro seguidos, 10 de 12 y 13 de 16, para colocarse 30 juegos por encima de la marca de .500.

El derrotado, Cole De Vries (0-1), permitió seis carreras en apenas dos episodios.

En tanto, en Kansas City, Justin Maxwell bateó un jonrón con bases llenas en el décimo inning y los discretos Reales blanquearon a los Rangers, en un duelo de contendientes por los comodines de la Liga Americana.

Texas cayó un juego y medio por debajo de Cleveland por el segundo comodín. Kansas City está 3½ abajo.

Maxwell le botó la pelota al mexicano Joakim Soria, el extaponero estelar de los Reales.

James Shields abrió para Kansas City y toleró seis hits en ocho episodios.

El abridor de Texas Alexi Ogando trabajó pelota de dos hits durante siete innings.