Colombiana recibió una de las prestigiosas Becas MacArthur

La inmigrante Ana María Rey es una física nuclear en la Universidad de Colorado
Colombiana recibió una de las prestigiosas Becas MacArthur
Ana María Rey fue declarada en el 2005 como la mejor científica atómica del país por la Sociedad de Física Americana.
Foto: Suministrada: Ana María Rey

Una inmigrante colombiana de 36 años, doctora en física atómica y residente legal en Boulder, Colorado, es una de los 24 receptores de la prestigiosa Beca MacArthur para genios anunciada esta semana, el premio más importante otorgado en los Estados Unidos a profesionales de logros extraordinarios en diferentes áreas del conocimiento.

Ana María Rey es bogotana y su inglés es de acento cargado, aunque dice que eso nunca le ha impedido progresar en la especial carrera de física atómica en la que no sólo hay muy pocos especialistas, sino particularmente poquísimas mujeres.

“Como latina nunca he experimentado ninguna barrera en este campo, la gente me valora por lo que soy a pesar de mi acento”, comenta Rey en entrevista telefónica desde Colorado. “Este país me ha brindado posibilidades inigualables, es cuestión de trabajar y dar lo mejor de uno”.

La Beca MacArthur incluye una dotación económica de $625,000 pagados en cinco años para que el receptor la utilice como crea conveniente. Rey indicó que invertiría el dinero en fomentar las investigaciones que realiza, ampliar a otras áreas de investigación, comprar computadores más grandes y contratar a más científicos.

Rey, quien desde muy joven se sintió atraída por el mundo de la física, hizo su pre grado en la Universidad de los Andes en Bogotá y en el 2000 vino a Estados Unidos a continuar sus estudios en la Universidad de Maryland, donde hizo su doctorado, y en el Instituto de Física Molecular y Atómica en Harvard donde hizo un post doctorado. En 2005 fue declarada la mejor científica atómica del país por la Sociedad de Física Americana.

Desde 2008 realiza investigaciones en la Universidad de Colorado en Boulder. Para continuar con su posición en el National Institute de Standards y Tecnología (NIST), la residente legal debe solicitar su ciudadanía tan pronto califique para ello, dijo. La residencia la recibió hace tres años bajo el patrocinio de su posición actual.

En el bachillerato, Rey tuvo como modelo de inspiración a otra mujer, la profesora Aldona Gabriunas, de la Universidad de Los Andes en Colombia.

“Hay pocas mujeres en este campo, incluso aquí en Estados Unidos. Ahora se están implementando unas políticas para lograr que aumenten su número”, comentó la premiada.

Rey concentra sus investigaciones en la manipulación de átomos para crear mejores relojes atómicos y computadores cuánticos, “computadores más potentes que pueden solucionar problemas que un computador de hoy no puede”, apuntó.

Pilar.marrero@laopinion.com