Obama prefiere solución a largo plazo de los republicanos

La Casa Blanca responde al plan de la oposición que busca elevar el límite de la deuda de manera temporal, pero sin terminar con el cierre de gobierno

Obama prefiere solución a largo plazo de los republicanos
La Casa Blanca reclama que el Congreso trabaje para terminar con el cierre parcial del gobierno desde el pasado 1 de octubre.
Foto: AP

Washington – El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, firmaría una propuesta republicana para elevar el tope de la deuda nacional de manera temporal, pero prefiere una solución de largo plazo, afirmó este jueves el portavoz presidencial, Jay Carney.

Así respondió la Casa Blanca a la oferta del liderazgo republicano de la Cámara de Representantes, que este jueves presentó un plan para extender elevar solamente por seis semanas el límite de la deuda nacional, a condición de que el presidente Obama acepte negociar temas pendientes de la agenda económica.

En una primera reacción, Carney señaló que aún cuando no se han analizado los detalles de la propuesta republicana, es probable que el mandatario firme una extensión temporal que no incluya otros condicionamientos.

La oferta de los republicanos, que elevaría el techo de la deuda hasta el próximo 22 de noviembre, no incluye, sin embargo, una garantía para la reapertura del gobierno federal, cerrado de manera parcial desde el pasado 1 de octubre.

Carney reiteró la postura del presidente en el sentido de que no dará una recompensa política a cambio de la reapertura del gobierno federal.

Obama tiene previsto reunirse este jueves primero con los demócratas y después con el liderazgo republicano.

En un inicio el presidente invitó a los 233 republicanos de la Cámara de Representantes a la Casa Blanca, pero éstos aceptar enviar sólo una delegación de 20 legisladores.