Hispanos de Wilshire ausentes en foro con LAPD

Foro comunitario hispano en Wilshire atrae solamente a nueve residentes

Hispanos de Wilshire ausentes en foro con LAPD
Apenas un puñado de residentes se reunieron con representantes del LAPD en Wilshire esta semana durante un foro dirigido a la comunidad latina.
Foto: La Opinión - Jorge Morales Almada

La oportunidad que tenían para exigir respuestas del Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD) fue desperdiciada por los residentes latinos del área de Wilshire al realizarse un foro comunitario en el que hubo más pistolas y pizza que vecinos.

La noche del miércoles se llevó a cabo el Foro Comunitario Latino, uno de los cuatro que se realizan al año con el objetivo de conectar a los residentes hispanos de los diferentes sectores de la ciudad. Sin embargo, estuvo de más colocar un micrófono y 80 sillas en un salón del Teatro Wilshire Ebell.

Las más de 20 cajas de pizza también fueron un exceso para las nueve personas de la comunidad que llegaron al foro, por lo que los aproximadamente 30 uniformados tuvieron que entrarle a las de pepperoni.

El teniente Al Labrada, encargado de las relaciones del LAPD con la comunidad latina, consideró que se tiene que analizar lo que como departamento están haciendo para acercarse a la gente, ya que a pesar del comunicado de prensa y de que se contactó e invitó a diferentes grupos comunitarios, no hubo mucha asistencia al foro.

“Lo que he visto que ayuda a que llegue más gente es ofrecer un entrenamiento o algo que a la comunidad le sirva, tenemos que aprender de esto, porque podemos traerles comida, pero si no vienen tenemos que ver qué podemos hacer para mejorar y atraer a la gente”, mencionó el teniente.

El sector Wilshire del LAPD abarca vecindarios como Arlington Heights, Fairfax, Greater Wilshire, Hancock Park, Mid-City, Miracle Mile, Park La Brea y Koreatown.

Lo que el LAPD espera de este tipo de foros, comentó Labrada, es que los residentes de los diferentes barrios hagan las preguntas difíciles y expresen lo que les inquieta.

“Les pedimos que traigan su voz y estén presentes, para oír los problemas que tienen directamente de ellos”, recalcó.

Se planean tres talleres comunitarios más en los que se expondrán temas como abuso infantil, tráfico humano y fraudes de inmigración.

“La confianza de la comunidad latina es lo más importante para nosotros”, dijo Labrada sobre la necesidad de llevar a cabo este tipo de foros.

Uno de los pocos residentes que llegó al foro del miércoles fue Ernest Domínguez, residente de Mid-City, quien cuestionó a los jefes de la comandancia Wilshire la forma como actuaron cuando el pasado 25 de junio dos policías fueron heridos de bala.

Domínguez dijo que varias cuadras a la redonda de la estación de policía fueron acordonadas y los residentes quedaron prácticamente sitiados por un día, sin tener la posibilidad de salir de sus casas en caso de una emergencia.

El capitán Howard Leslie no quiso hacer muchos comentarios sobre el caso, ya que es una investigación en proceso y porque el agresor está prófugo, pero indicó que cuando en un incidente hay alguien armado, el objetivo de la policía es que nadie vaya a ser herido y por ello se realizan ese tipo de operativos de acorralamiento.