Confían en Ciberlunes

Tras la inercia del 'Viernes Negro', el Internet promete mayores ventas
Confían en Ciberlunes
Miles de paquetes listos para ser enviados, corren por la faja transportadora del centro de entrega de Amazon.com en Phoenix. Se espera que millones de compradores adquieran productos por Internet.
Foto: AP

WASHINGTON D.C.— El día de ofertas online del “Ciberlunes” promete marcar el mayor volumen de ventas en Internet en la historia, manteniendo la inercia consumista del “Viernes Negro”, en el inicio de un mes de compras que es visto como un termómetro económico.

Frente a las multitudes del pasado fin de semana en el comercio tradicional, las ventas online se están imponiendo como una alternativa más apetecible para cazar ofertas, que comenzaron ya el pasado viernes y en la mayoría de los casos se extenderán durante toda la semana.

Gigantes del comercio electrónico como Amazon, Ebay, Target o Walmart empezaron a ofrecer ayer lunes descuentos en los productos más demandados de electrónica, electrodomésticos o textil.

Best Buy arrancó el domingo una campaña que se prolongará toda la semana con gastos de envío gratuitos en compras superiores a los 25 dólares y ofrece productos a mitad de precio.

Otros como Walmart, Target o Gap han ampliado los artículos con gastos de envío gratuitos y ofrecen descuentos en una segunda compra.

Según la consultora de Internet ComScore, el “Ciberlunes” permitirá batir un nuevo récord de ventas online al superar los 2 mil millones de dólares en un solo día.

Los portales más visitados son, en este orden, Amazon.com, Ebay, Walmart, Best Buy y Target, según la consultora.

Ya el pasado “Viernes Negro” las compras online alcanzaron un valor de 1,200 millones de dólares, un 15% más que hace un año y todo apunta a que este lunes el consumo en Internet ganará impulso gracias a las nuevas ofertas.

Según una encuesta de la consultora de medios Nielsen, un 46% de los estadounidenses tiene previsto comprar durante el “Ciberlunes”, por encima del 30% de hace un año.

Visto el éxito de la campaña de ofertas, los portales de venta online comienzan a distribuir sus descuentos a lo largo de toda la semana, en lo que ya se está llamando la “Cibersemana”.

El mayor volumen de compras en Internet contrasta con la caída del 3.9% de las ventas en el comercio tradicional durante el pasado fin de semana, según datos de la National Retail Federation.

La comodidad de las compras online frente a las esperas y carreras del “Viernes Negro” elevan un año más la importancia del comercio electrónico, que intenta alargar en lo posible la fiebre consumista durante todo el mes de diciembre.

La época que comenzó con el Día de Acción de Gracias el pasado jueves representa una parte central en los resultados de final de año de la mayoría de los gigantes del sector de ventas minoristas.

Pese a todo, el competitivo negocio del comercio electrónico tiene sus complicaciones, como muestran las pérdidas de 3,300 millones de dólares de Amazon en todo el mundo el año pasado, por el gran coste que supone la logística y sus operaciones de distribución.

Amazon sufrió esas pérdidas pese a cobrar 2,800 millones en gastos de envío, algo que no compensa las inversiones de capital en almacenes, el costo de mensajería o los 70 mil empleados que la multinacional ha tenido que contratar en esta época de fiestas.