Dodge presentará al Journey Crossroad en Chicago

La Journey Crossroad también destaca por su capacidad para albergar a siete pasajeros en su interior

Además de contar con una nueva estética exterior e interior, esta flamante variante ofrece la posibilidad de elegir entre una mecánica de 173 CV y una de 283 caballos de fuerza.

Dodge eligió a la próxima edición del AutoShow de Chicago, que se llevará a cabo desde el 8 hasta el 17 de febrero de este año, como el marco ideal para presentar ante el público masivo al Journey Crossroad, la variante de aspecto más robusto de la familia de su reconocida SUV.

A diferencia del modelo convencional, esta nueva configuración muestra una parrilla pintada en negro, protectores de la zona baja en símil aluminio, faldones laterales y paragolpes exclusivos, llantas de 19 pulgadas en negro, barras de techo y un pequeño alerón sobre el portón posterior. Dentro del habitáculo las mayores novedades se centran en terminaciones específicas, la inclusión de una pantalla táctil de 8.4 pulgadas con sistema Uconnect y en los asientos de cuero con nuevos detalles en Liquid Graphite.

Más allá de las novedades estéticas, la Journey Crossroad también se destaca por su capacidad para albergar a siete pasajeros en su interior y por ofrecer un total de 1914 litros de capacidad de carga al plegar los asientos de la segunda y tercera hilera. Asimismo, la segunda fila dispone de asientos de seguridad infantil. El asiento para el acompañante también es plegadizo y contiene almacenamiento adicional.

Para seguridad de los ocupantes, figuran las bolsas de aire avanzadas para el asiento del acompañante, protección automática para la cabeza, los controles de estabilidad y tracción, la mitigación electrónica del balanceo y freno de emergencia, bolsas de aire frontales, de rodilla para el conductor, laterales en las tres hileras de asientos, laterales montadas en los asientos delanteros, antibloqueo de frenos de disco de las cuatro ruedas, sistema LATCH que sujeta el asiento para niños y el control de estabilidad de remolque.

Como era de esperarse, todas estas nuevas cualidades se ven coronadas con el abanico de motores que la Journey Crossroad ofrece. Por un lado está la posibilidad de optar por propulsor DOHC de 16 válvulas y 2.4 litros que produce 173 caballos de fuerza, que trabaja junto a una transmisión automática de cuatro velocidades y que tiene un consumo estipulado en 26 millas por galón en carretera. Mientras que para quienes deseen mayor potencia hay un Pentastar V6 de 3.6 litros que genera 283 CV, que se asocia a una caja automática de seis velocidades y que gasta sólo 25 mpg en carretera.

A favor del consumo, la tracción integral del vehículo sólo se activa cuando es necesario, ya que para maximizar la eficiencia del combustible, sólo utiliza las ruedas delanteras hasta que se necesite la potencia a las ruedas traseras. Este sistema proporciona mayor agarre en nieve, hielo y otras superficies de baja tracción sin la necesidad de activarlo o desactivarlo manualmente.

El Dodge Journey es fabricado en Toluca, México, y se ubicará en la oferta de la compañía entre los modelos SXT y Limited. Su arribo a los concesionarios está programado para este año a un precio que iniciará en los 24,995 dólares.