LAUSD sabía de conducta inapropiada de maestro en escuela Miramonte

Además se cuestionan las afirmaciones de que documentos sobre abuso sexual fueron destruidos por LAUSD

Por al menos tres décadas, el Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles (LAUSD) recibió quejas de conducta inapropiada contra el profesor de la escuela elemental Miramonte que fue arrestado por actos lascivos hacia los alumnos.

Documentos de la corte, que forman parte de la demanda civil de las víctimas contra el LAUSD, mostraron que los funcionarios del distrito supieron de las acusaciones contra el profesor Mark Berndt desde mayo de 1983, informó Los Angeles Times. Además, según reporteó KPCC, exempleados y trabajadores actuales para LAUSD han respondido a un juez que no saben nada de la supuesta destrucción de 20 años de reportes sobre abuso infantil en el distrito escolar.

El año pasado, Berndt se declaró no culpable pero fue sentenciado a 25 años de prisión. Fue maestro de la escuela primaria Miramonte de 1979 a 2011. Entre las acusaciones en su contra figuran haber hecho probar su semen a estudiantes con los ojos vendados, como parte de lo que llamó “juego de prueba”.

Los documentos archivados en la corte revelan también que el profesor había sido acusado de bajarse los calzoncillos durante un viaje escolar a un museo y parque en 1983.

Incluso se encontró una nota de agradecimiento del profesor Berndt para el director por su apoyo sobre el incidente, durante una junta.

En 1992, varios estudiantes acusaron a Berndt ante las autoridades de la escuela de masturbarse en clase.

Los documentos fueron revelados después de que un juez de la Corte Superior de Los Ángeles John Shepard Wiley Jr. estableció que mucha de la evidencia en el juicio puede ser mostrada al público, excepto por los nombres y otros datos de identificación de las víctimas y sus padres, así como la información personal de Berndt.

El año pasado, el LAUSD acordó pagar 30 millones de dólares para resolver 48 reclamos de la casi la mitad de las víctimas del profesor.

Portavoces del LAUSD dijeron que no litigarían el caso en los medios de comunicación.