Mujer nepalí pone fin a ayuno de 355 días

Una mujer nepalí terminó un ayuno de 365 días que empezó en protesta por la falta de progreso en una investigación sobre la muerte de su hijo.

Una mujer nepalí terminó un ayuno de 355 días que empezó en protesta por la falta de progreso en una investigación sobre la muerte de su hijo.

Gangamaya Adhikari y su marido Nanda Prasad le piden al gobierno que haga más para encontrar a los asesinos de Krishna Prasad, supuestos miembros de un grupo rebelde maoísta que ahora ocupa escaños en el parlamento.

Nanda Prasad murió a causa de su ayuno el mes pasado, pero Adhikari ha conseguido que el gobierno de Sushil Koirala le garantice que procesará a los responsables y que le pagará los gastos legales y médicos.

El corresponsal de la BBC en Katmandú informa que el ayuno de la pareja ha puesto de relieve la falta de progreso de la Comisión por la Reconciliación y la Verdad sobre las muertes de miles de personas y las desapariciones durante los diez años de insurgencia maoísta.

Lea: ¿Vale la pena pagar para pasar hambre?