Dolores Huerta a residentes de Los Ángeles: “No compren en El Súper”

Continúa la lucha por el aumento del salario de los trabajadores de la cadena de supermercados
Dolores Huerta a residentes de Los Ángeles: “No compren en El Súper”
La activista Dolores Huerta se dirige a los empleados de El Súper, que desde hace meses emprenden una batalla con su empleador por un aumento de salario y mejoras laborales.
Foto: Ciro Cesar / La Opinion

@YurinaMelara

La legendaria luchadora por los derechos de los trabajadores, Dolores Huerta, pidió este lunes a los residentes de Los Ángeles que no compren en la cadena de supermercados mexicana El Super.

“No compren en la tienda. La mayoría de los clientes son latinos y deben saber que esta tienda se lleva todo el dinero a México y no ayuda a las comunidades aquí y tampoco tratan bien a sus trabajadores”, dijo Huerta.

En las vísperas del Día de César Chávez, Huerta recordó que la lucha por los derechos de los trabajadores en California continúa y el boicot en contra de El Super es parte de la lucha por mejorar las condiciones laborales.

“Hace 15 años lanzamos el boicot en contra de las uvas como protesta en contra de la pobreza y la represión de los trabajadores en el campo”, recordó Huerta. Ahora es el turno de los trabajadores de El Super, agregó Huerta.

Más de 600 trabajadores de El Super representados por el sindicato UFCW del sur de California están sin contrato desde septiembre del 2013.

El boicot en contra de esta cadena de supermercados mexicana del Grupo Comercial Chedraui tiene 49 tiendas en la zona suroeste de Estados Unidos, incluyendo 24 tiendas en el Condado de Los Angeles.

En el 2013 registraron ganancias de más de 5,000 millones de dólares.

Según el sindicato, desde que el boicot comenzó en diciembre del 2014, esta tienda ha perdido unos 70,000 clientes.

LEE ADEMÁS:

Boicot contra El Super sin final a la vista

Sindicatos de Los Ángeles se suman a boicot contra El Super

El Super responde a los alegatos de sus empleados

Joseph Valenzo trabaja en la tienda de Covina, en el Valle de San Gabriel, por más de dos años. Él asegura que el primer año la tienda le dijo que no tenía derecho a vacaciones y que comenzaba a acumular hasta el segundo año.

“Sòlo nos dan entre 32 a 36 horas de trabajo a la semana. Esto no es suficiente. Necesitamos que nos den las 40 horas y que nos respeten”, dijo Valenzo.

Otro trabajador, Fermín Rodríguez aseguró que él fue despedido recientemente por tratar de organizar a sus compañeros.

“La compañìa me despidió injustamente por buscar mejores condiciones laborales para mí y mis compañeros”, acotó Rodríguez.

La mayoría de los empleados ganan $9 la hora. El salario máximo de un cajero de El Súper es de $12 la hora, mientras que el supermercado Food4Less es de $17.

Al final de este cierre, La Opinión no pudo entrar en contacto con los directivos de El Súper para un comentario sobre la situación actual del boicot.